Viajero rompe la inercia

A partir de este cinco de noviembre se reanudarán los viajes del catamarán y de momento habrá tres salidas: miércoles, viernes y domingos. La terminal en La Habana continúa siendo la de Avenida 26 y Zoológico, en ida o regreso, y estará abierta las 24 horas.
Foto: Archivo

Hoy he visto un catamarán piafante sacudiendo la modorra de tanta pandemia, y su tripulación afanarse en todo para volver a la mar. Algo antes común, de todos los días. Ahora un momento sublime, largamente esperado, casi poético para quienes compartimos el terruño pinero.

Recomienzan los viajes, respiramos; las restricciones sanitarias aportaron lo suyo y nuestros científicos, con sus vacunas, abrieron las puertas. Somos el primer país del mundo que tendrá a toda su población inmunizada con vacuna propia; y si en medio de la pandemia-bloqueo logramos sobrevivir y llegar hasta aquí… ¿qué no seremos capaces de alcanzar a partir de ahora?

Armando Nieves Mestre, director de Viajero. Foto: Wiltse Javier Peña Hijuelos

Con tal estado de ánimo me dirijo a la oficina central de la UEB Viajero, en la terminal de catamaranes, a orillas del río Las Casas, en Nueva Gerona. Allí me atiende Armando Nieves Mestre, su director.

Me motiva la noticia que ya circula por todos los medios nacionales: a partir del primero de noviembre se reinician las transportaciones de Astro y FerroCuba para todo el país.

Nieves Mestre me ayuda a pineralizarla, a saber cómo se ejecutará aquí: “Iniciamos la prestación de servicios el cinco de noviembre. Tendremos tres salidas del catamarán: miércoles, viernes y domingos; de momento utilizaremos una sola embarcación; suficiente para lo previsto, no para la demanda habitual.

“Los boletos, me entera, comenzaron a venderse el lunes 25 de octubre, su vida útil es de 30 días y corren a partir del primero de noviembre; no desde cuando fueron comprados. Esa fecha “marcará el retorno a la normalidad en las ventas, o sea, los días primero de cada mes se comienzan a vender los pasajes del período siguiente”.

Y en este momento de la entrevista recibo la sorpresa mayor, no tan placentera. Ya todos, absolutamente todos los boletos para noviembre están vendidos cuando son apenas las 11:16 minutos de la mañana. En menos de un día y medio… no queda nada. ¿Motivo? La aplicación Apk Viajando. Desde algún lugar de Cuba y aun en plena madrugada, ahora cualquiera puede comprar un boleto para esta Isla con retorno incluido. Y usted, que no dispone de un celular o el suyo no soporta la aplicación tan práctica…

Tenemos solo una carretera marítima de vía estrecha para entrar o salir, ahora limitada a tres únicos servicios en la semana. La aplicación de la Apk, en tales condiciones, urge ser revisada para adecuarla en lo posible al actual contexto pinero.

En otro orden de cosas, la terminal nuestra continúa siendo la de Avenida 26 y Zoológico, en ida o regreso; y estará abierta las 24 horas. “Quienes tengan continuidad de viajes –precisa el director de Viajero– serán allí recogidos por un ómnibus que los transportará hasta la Terminal Interprovincial”.

Importante: los protocolos sanitarios se mantienen estrictamente tanto a bordo de las embarcaciones, como en los ómnibus o instalaciones de esta Empresa.

¿Los servicios de cafetería?, como fueron hasta el cierre: de dos tipos. El de a bordo, a cargo de un trabajador por cuenta propia y el otro, la cafetería de última hora, atendida por la Empresa de Comercio, Gastronomía y los Servicios.

En cuanto al envío de paquetería anunciada, Nieves Mestre precisa que “prestaremos un servicio complementario a los viajeros. Paquetes que no pueden llevar consigo, se los enviaremos hasta La Habana. Esto no funciona todavía, estamos en coordinación de negocios para su implementación en el territorio”.

La situación, en general, descrita por el director, es transitoria; mejorará a tono con las circunstancias; este arranque debe verse como el romper de la inercia, luego se agregará otro catamarán –que está técnicamente listo– y tendremos más salidas, la carretera marítima ya no será tan estrecha.

Otros artículos del autor:

Isla de la Juventud

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *