Viaje a los orígenes

Fotos: Yaimara Quijano Cabot

En ocasión de los 35 años de la Educación Médica Superior en la Isla de la Juventud

No bastan todas las palabras para describir ese sentimiento de gratitud a los protagonistas de aquel desafío inicial denominado Educación Médica Superior en la Isla de la Juventud, hace siete lustros, con la cooperación de un grupo de profesores consagrados que por su labor directiva contribuyeron a tal empeño.

Tampoco puede faltar el homenaje a Fidel, inspirador de esa obra, materializada gracias a su idea de llevar la municipalización de la enseñanza Universitaria a la mayoría de los territorios de Cuba.

Cuando se hable de la vocación de enseñar y educar conductas no podrá dejarse de mencionar a quienes con grandes motivaciones entregaron sabiduría al hospital general docente Héroes del Baire y vieron a sus alumnos crecer, desarrollarse y tener éxitos, a pesar de que al comienzo no tenían esos conocimientos pedagógicos como ahora, aunque sí el compromiso de formar médicos y estomatólogos en sus últimos años de la carrera.

Algunos ya no están como los doctores Jorge Gómez, Lázaro Fonseca y Hugo Fornier. Otros ya se jubilaron: Ibrahín Quintana Elejalde, Antonio Mayol Alfonso, Ángel Salabarría Betancourt y Ruth Roca Rodríguez.

En tanto José Luis Manso Rodríguez, Iván Portuondo Ávalos y Carlos Borges Peralta siguen acompañando a las nuevas generaciones, muy comprometidos con la preparación de profesionales y técnicos con una mayor dedicación, una formación integral, humanística y cuyo principal deber es la atención al pueblo. En el acto de inicio del presente curso 2017/2018 se hizo alusión al  camino recorrido y su impacto en la Salud Pública pinera al lograrse el desarrollo científico del capital humano requerido, su categorización y significativos aportes a la colaboración internacionalista, además de disponer de servicios de excelencia y poseer indicadores positivos.

La ocasión resultó ideal para viajar a los orígenes y conocer vivencias y anécdotas de esos queridos pedagogos.

MÁS DE DOS MIL EGRESADOS

El doctor Carlos Borges Peralta es una enciclopedia viviente, o como dirían sus discípulos, tiene un disco duro en el cerebro por esa virtud suya de registrarlo todo: “Comenzamos en el curso 1982-1983 con los internados rotativos en las especialidades de Cirugía, Ginecobstatricia, Medicina Interna y Pediatría.

“En estos 35 años hemos graduado a más de dos mil estudiantes en las carreras de Medicina, Estomatología, licenciatura en Enfermería, licenciatura en Tecnología de la Salud con varios perfiles y en Psicología de la Salud.

“Tenemos una matrícula actual (provisional hasta el cierre de octubre) de unos 755 educandos, un claustro de 270 profesores, con más del 80 por ciento en las categorías docentes superiores,  97 especialistas en formación, seis sedes universitarias y una Filial”, datos estos más que elocuentes.

GRADUADO EN EL TURQUINO

El ortopédico Ibrahín Quintana Elejalde guarda tanta historia que bien se podría escribir un libro a partir de sus testimonios. La promoción suya pertenece a la formada íntegramente con la Revolución que incluía estomatólogos: empezaron en 1959 y se graduaron el 14 de noviembre de 1965 en el Pico Turquino.

Lo ubicaron en la Isla para realizar el posgraduado y su primer paciente fue Sonny Boy, debido a una herida en el dedo pulgar de una mano, el propio músico pinero se lo recordó 30 años después.

“Desde 1976 hasta marzo del 80 fui director del hospital, etapa de su ampliación y de la puesta en práctica de iniciativas como cursarles invitaciones a brillantes profesionales y catedráticos, quienes impartían conferencias magistrales en jornadas científicas, por ejemplo: el reconocido cirujano ortopédico Rodrigo Álvarez Cambra por sus diversos aportes al perfeccionamiento de la técnica de la ortopedia y el proceso de rehabilitación. Así sentamos las bases para la implementación de la docencia en el curso 1982-83”.

CÁMARA HIPERBÁRICA

A José Luis Manso Rodríguez, especialista de primer grado en Medicina Interna, se le asocia con la Cámara Hiperbárica, quizá sea por su vínculo desde 1985 hasta la fecha con esta terapéutica única de indicaciones muy precisos, la cual le ha propiciado una mejor calidad de vida a los pacientes hospitalizados.

Respecto a la docencia la concibe como el resorte para contribuir a la preparación de sus alumnos para la vida y ponerlos al servicio de su pueblo y su tiempo.

“Recuerdo que en la rotación durante tres meses por Medicina Interna del primer grupo de estudiantes en febrero de 1983 traían la fama de indisciplinados y con exigencia y el ejemplo personal conseguí su transformación, porque sin disciplina, no puede haber aprendizaje aunque se sea muy capaz”.

SENTAR CÁTEDRA

El doctor Iván Portuondo, especialista de segundo grado en Cirugía, ha mantenido un estilo de trabajo y de enseñanza que ha sentado cátedra, lo cual permite asegurar que este es uno de los servicios más estables e integral del hospital general docente Héroes del Baire. Por eso lo llaman “La Escuelita”, con quien todo se colegia con ética y sabiduría.

“Con exigencia y amor he trasmitido a mis alumnos todo lo que aprendí: hacer cuánto está a su alcance para salvar una vida, sin importar el sacrificio”.

CIRUJANO MAXILOFACIAL

Ángel Carmelo Salabarría Betancourt llegó en 1979 y comienza en el servicio Maxilofacial del hospital. Por carecer la institución de la especialidad de Medicina Legal asume esa función y al unísono desempeña las dos.

“Estuve entre los primeros al instaurarse la docencia y lo hice con   estudiantes de pregrado y posgrado de Estomatología, fruto de ello es el doctor Jorge Luis Columbié y otros.

“También impartí la asignatura de Morfología a los estudiantes de Cultura Física en la Universidad Jesús Montané Oropesa. Hasta mi jubilación estuve de docente”.

ANIRISTA POR EXCELENCIA

Antonio Mayol Alfonso, graduado de la carrera de Estomatología en la Universidad de La Habana, posee un gran sentido del humor y  extraordinaria trayectoria que bien merece un trabajo aparte. Se destacó por aportes como la creación, junto a otros profesionales, del primer equipo de Electroacupuntura hecho en Cuba.

Desde 1979 hasta 1985 impartió la asignatura de Prótesis Dental en el Instituto Politécnico de la Salud Giovanni Ardizzone, ya en 1984 había viajado a la entonces República de Checoslovaquia a un evento de Estomatología.

Inauguró en 1996 la Clínica de Medicina Natural y Tradicional que radicó en el hospital, siendo su director, y con la cual contribuyó a despertar el interés por esa práctica de estudiantes de Medicina como Rodolfo Cabrera Piñeira.

Mereció el Premio Anual de Salud Pública en el 2000, fue durante cinco años Vanguardia Nacional y recibió varios estímulos como la condición de Hazaña Laboral y el Sello Ocho de Octubre.

Todos ellos por la experiencia acumulada en estos siete lustros  abrieron el cauce a los actuales profesores para que hagan frente a los enormes retos por delante en aras de seguir avanzando.

Isla de la Juventud
Mayra Lamotte Castillo
Mayra Lamotte Castillo

Licenciada en Periodismo en la Universidad de La Habana; tiene más de 40 años en la profesión.

Colaboradores:

3 Replies to “Viaje a los orígenes

  1. Hola.Saludos para todos.Quien aqui escribe es uno de aquellos primeros internos de medicina llegados a la Isla en el ano 1982.Mucho tiempo ha transcurrido desde aquel entonces hasta nuestros dias.Ha sido para mi grato saber que aun el respetado Dr Ibrahin Quintana vive.Magnifica persona y destacado ortopedico.El Dr Manso nuestro profesor de Medicina Interna.Muy apreciado tambien.Que decir del Dr Ivan Portuondo uno de los abanderados de la cirugia endoscopica en Cuba.Cuando esto era una ciencia comenzante,El Dr Salabarria maxilofacial destacado.Lamentable el deceso del profesor Jorge Gomez otro destacado clinico y el cirujano Hugo Fournier.Este ultimo llegado poco antes de terminan nuestra etapa de posgraduado en aquel territorio del que guardo gratos recuerdos.Emocionante es saber ademas que el articulo fue escrito por la periodista Mayra Lamotte que nos recibio a nuestra llegada a la Isla aquel 17 de Septiembre de 1982.Aun activa y prolifica.Gracias a todos nuesros queridos y siempre bien recordados profesores,a los que debemos lo que hoy somos.Ellos nos prepararon para la vida,Infinitas gracias a todos

  2. Me encanto leer este reportaje he llorado mucho. Pero de alegria . He visto la foto de mi padre y el orgullo que siento es infinito. Besos para el dr Ibrahim Quintana , abuelo de mi sobrina. Besos tambien al doctor Manso ,al dr Mayol y al dr Salabarria. 😍

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *