Una jurista realizada

Entrevista-Berta-11Natural de Güines pero pinera de corazón, Berta Gómez Pérez nos acerca a su vida para mostrarnos a la alfabetizadora que soñó estudiar Medicina, sin embargo el azar la puso junto a su esposo en el camino de la jurisprudencia.

 

 

Entrevista-Berta-11Natural de Güines pero pinera de corazón, Berta Gómez Pérez nos acerca a su vida para mostrarnos a la alfabetizadora que soñó estudiar Medicina, sin embargo el azar la puso junto a su esposo en el camino de la jurisprudencia.

Hace 20 años mi interlocutora se desempeña como consultora jurídica y es miembro de la Unión Nacional de Juristas de Cuba (UNJC), que celebra el próximo ocho de junio su aniversario 35.

“La Revolución cambió mis planes de ser médico, primero cumplí con la Campaña de Alfabetización y luego de incorporarme a un central azucarero primero y después al Ministerio de la Agricultura como especialista de recursos humanos, me decidí por la carrera de Derecho.

“Asesoré a varias entidades pero fundamentalmente a la agraria; dicen que soy buena en mi labor, lo que sí te puedo asegurar es que amo mi profesión y de manera específica, lo que hago”.

Fundadora y presidenta del Capítulo Agrario de la Sociedad Científica de ese ramo en el Municipio, volvió a la consultoría a pocos meses de su jubilación, “soy adicta al trabajo, me gusta y lo disfruto, además, nos toca transmitir la experiencia y todavía tengo mucho que enseñar”.

Con una peculiar dulzura en su voz, habla del primer estudio acerca del desarrollo de la organización agraria en la Isla desde 1494 hasta la actualidad, “la justicia es equidad, la igualdad entre los seres humanos, que todos tengamos las mismas oportunidades, se nos trate y tratar con honradez y respeto, y sobre todo, no mentir”.

A finales de la década de los 90, se estableció en el territorio con su familia, la cual constituye el centro de su vida y alegría pues “el primero de mis grandes regalos son mis hijas, soñaba como decía Martí, con sembrar un árbol, tener un hijo y escribir un libro; sin mi esposo no sería lo que soy, y ejercer aún mi profesión conforman mi existir. Soy una mujer realizada y orgullosa de ser cubana”.

 

 

Comparte esta noticia:

{loadposition botonessociales}

 

{loadposition tabfinal}