Triunfaron los Malagones y hubo milicias

Foto: Internet

Sin perder la capacidad de amar, hombres y mujeres del pueblo piden un puesto en la trinchera con las armas en las manos para defender a la naciente Revolución Cubana y hacersuyos el heroísmo del combate y el trabajo.

Tras el triunfo del Primero de Enero de 1959, el gobierno de Estados Unidos (EE.UU.) –en complot con la reacción interna–desatala guerra económica, el terrorismo de Estado, el espionaje, los planes de asesinatos a Fidel y a Raúl, la subversión y el fomento de bandas terroristas.

Ante esa política agresiva la dirección de la Revolución funda las Milicias Nacionales Revolucionarias (MNR) el 26 de octubre de 1959,hace 60 años, consideradas una fuerza militar voluntaria del pueblo, subordinada al Ministerio de las Fuerzas Armadas Revolucionarias para proteger al suelo patrio de una invasión militar enemiga y salvaguardar los objetivos civiles contra acciones de grupos terroristas que actuaban tanto en Cuba como desde EE.UU. y otras naciones del Caribe.

Otras medidas adoptadas fueron: la creación de las Fuerzas Tácticas de Combate que cubrían todo el territorio nacional, las Columnas Especiales de Combate, reorganizadas en las unidades de tanques, aviación y Marina de Guerra y se restablecieron las escuelas de cadetes y oficiales con una concepción revolucionaria de la defensa en las nuevas condiciones. Finalmente surge el Ministerio de las Fuerzas Armadas Revolucionarias, al frente del cual se designan al entonces Comandante Raúl Castro Ruz.

El antecedente de las MNR es la formación por Fidel Castro Ruz –a finales de agosto de 1959– de una milicia compuesta por 12 campesinos de Pinar del Ríopara capturar en menos de tres meses a una pequeña banda que operaba en la región bajo las órdenes de un cabo prófugo de la justicia revolucionaria.

A pesar de sus 60 años, Leandro Rodríguez Malagón, conocido por su segundo apellido, empuñó el fusil y por su actitud lo designan jefe de la patrulla llamada Los Malagones, la cual recibe clases de tiro del Comandante en Jefe Fidel y el entrenamiento del  Comandante de la Revolución Guillermo García Frías durante el mes de septiembre.

Sus integrantes conocían el terreno, a los pobladores, a los alzados y poseían las condiciones físicas y morales para cumplir la tarea. Cuando Fidel despide a los que serían los primeros milicianos de la nación, les dice: “Malagón, si ustedes triunfan habrá milicias en Cuba”.

Y vencieron, en menos de tres semanas arrestaron a los contrarrevolucionarios. Los Malagones devinieron modelo para organizarun ejército multitudinario sin precedentes. Primero fueron patrullas de milicias, después compañías y finalmente batallones de combate,siempre distinguidos por sus boinas verde olivo.

Historia Isla de la Juventud
Mayra Lamotte Castillo
Mayra Lamotte Castillo

Licenciada en Periodismo en la Universidad de La Habana; tiene más de 40 años en la profesión.

Colaboradores:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *