Salvaguarda de los mejores valores

La Unión de Escritores y Artistas de Cuba (Uneac) en la Isla de la Juventud tiene en la actualidad una nueva concepción de trabajo, por esa razón su presidencia y miembros no laboran por estos días para celebrar su aniversario 60 el 22 de agosto, sino que desde el primer mes del 2021 comenzaron las acciones en aras de revitalizarla y hacerla parecerse más a este tiempo.

Foto: Yesmani Vega Ávalos

En franca conversación con Rafael Carballosa Batista, su presidente y también poeta, ofreció una mirada crítica a la organización, cuánto ha hecho, sus retos como concepto de la cultura y derecho del pueblo que trajo la Revolución.

“Primero hablar de la celebración para lo cual haremos una revista televisiva de una hora donde el 99 por ciento de los materiales fueron producidos por los creadores. La idea es dar un recorrido desde su fundación a nivel nacional en 1961, pasando por la conformación del comité municipal en el territorio el 28 de enero de 1987 hasta la actualidad y con anuncio de futuro”.

ANIVERSARIO Y QUEHACER

“Se impone actualizar la organización a la Cuba que vivimos. Tiene que ser más polémica y crítica. En estos dos años en la presidencia hemos tratado de volverla a colocar en el espacio de diálogo de la sociedad pinera porque se perdió el entrenamiento de la membrecía y su dirección. Conformar y articular una estructura de trabajo con el colectivo de la sede ha sido bien difícil, pero ya se aprecian resultados.

“Uno de los logros es el debate con instituciones como Patrimonio, donde hay violaciones a la política cultural del país, pero lo legislado no se cumple por el desconocimiento de los funcionarios y no entender qué es la cultura y cuánto nos jugamos con ella.

“Otra de nuestras luchas ha constituido el respeto a los saberes, articular una labor con el sistema institucional de la cultura y las autoridades políticas, pero tratamos de cumplir con nuestro objeto social, ser la contrapartida del sistema institucional, aunque algunos no saben cuál es el papel de la Uneac en la estructura social y la confunden con una institución.

“De igual forma se han hecho alianzas con la enseñanza artística con la cual hemos tenido profundos debates y respecto a los jóvenes creadores puedo decir que tenemos con ellos una relación como nunca antes había existido.

“Le hemos dado rostro y voz a los creadores a nivel de población para que la gente conozca a Araís Gómez, una de las mejores pianistas de la Isla, a Mongo Rives quien a sus 92 años mantiene su sentido del humor, Agustín Serrano multipremiado camarógrafo y también a Nelton Pérez, Carlos Santos… promocionando su obra o a Varinia Fortines una recién graduada, además optimizar el uso de las redes y los medios masivos es otra realización.

“Durante la pandemia enviamos dos cajas hacia Matanzas y donamos dinero a la Casa de Niños sin Amparo Familiar; al igual que las filiales provinciales y la nacional, donamos parte de nuestro presupuesto a la vacunación que se desarrolla en la nación.

“Nos satisface ver cómo a pesar del nuevo coronavirus los miembros poco a poco regresan a la Uneac y hay mayor compromiso, se aprecia en el pago de la cotización, de 69 solo nos faltan cuatro por hacerlo. La membrecía está muy envejecida y tenemos esperanza de revitalizarla cuando el 22 de agosto se llame a un proceso de crecimiento a nivel de país”.

PROYECTOS Y ESPACIOS

“Debemos lograr que las filiales ganen en organicidad sistémica y propongan proyectos acordes con este tiempo. Hoy contamos con Ámame como soy, la jornada de danza Tiempos, el Festival de Monólogos que no hemos podido hacer aún, la serie de espectáculos Cabaré en cortinas. Esos proyectos no existían hace dos años.

“Rescatamos Pineros de corazón y ya consolidados están la Fiesta de la rumba, el Salón de fotografía –y sin Jaime Prendes es un reto salvarlo–, Por la calidad de mi música y Tesoro se ha revitalizado.

“La filial más orgánica es la de Literatura. En ella uno de los espacios fundamentales con más de 15 años es la peña El Aleph de Nelton Pérez, la jornada Paco Mir y La puerta abierta. También establecimos el proyecto República poética como de la Uneac, no solo nuestro, también del Centro Municipal del Libro, de la Asociación Hermanos Saíz y Cultura.

“Los escénicos accionan gracias al empuje de Julio Martén, hay una mejor articulación de la filial de Radio, Cine y Televisión y eso se lo debemos a Maykel Jorge Pascual, creador con trabajo meritorio y artífice de las campañas promocionales de los artistas”.

A 60 AÑOS, EL MAYOR RETO

“Emocionar a la membrecía, persuadirla de nuestra utilidad desde la cultura. Podemos ser columna que sostenga el humanismo del proyecto social; convencer de que la producción cultural simbólica es un valor en sí porque un país que crea no se somete.

“Que los artistas e intelectuales interioricen la importancia del diálogo con las instituciones y la sociedad. Dialogar, dialogar, dialogar. Seguir siendo alternativa y referencia en términos de salvaguarda de los mejores valores identitarios de nuestras manifestaciones. Conservar la memoria cultural, optimizar el uso de los medios y la urgencia de dinamizar el sistema institucional.

Cultura Isla de la Juventud
Yojamna Sánchez Ponce de León
Yojamna Sánchez Ponce de León

Licenciada en Literatura y Español en la universidad Carlos Manuel de Céspedes, Isla de la Juventud. Diplomada en Periodismo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *