Recorren primer ministro y ministro de Salud instituciones asistenciales de La Habana

Marrero junto al ministro de Salud, el primer secretario del Partido en La Habana y el director del hospital durante el recorrido por el González Coro. Foto: Lisandra Fariñas/Cubadebate.

Los trabajadores de la salud merecen un gran reconocimiento y los resultados alcanzados este año en el sector denotan que están en el centro del momento histórico que estamos viviendo. Arrancándole todos los días un pedacito, como dice nuestro presidente Díaz-Canel, a cada problema, y con la convicción de que en el 2020 hay que ir encima de las trabas, eliminarlas, y continuar avanzando”, dijo este martes el primer ministro de Cuba, Manuel Marrero Cruz, durante un recorrido por instalaciones de salud de la capital.

Acompañado por el doctor José Ángel Portal Miranda, miembro del Comité Central del Partido y ministro de Salud Pública, y otras autoridades del sector, así como de Luis Antonio Torres Iribar, primer secretario del Partido en La Habana, y Reinaldo García Zapata, presidente de la Asamblea Provincial del Poder Popular, Marrero visitó centros asistenciales  emblemáticos como el hospital ginecobstétrico Ramón González Coro y el clínico-quirúrgico Calixto García.

“Con todo el trabajo que ha hecho el personal de la salud, ha logrado otra gran derrota al imperialismo. Es justo que hagamos esa felicitación”, reiteró Marrero, quien señaló el sostenido trabajo que durante muchos años viene realizando el Ministerio de Salud Pública en aras de la recuperación y sostenibilidad de sus instalaciones.

“Es algo esencial, porque no solamente se trata de recuperar físicamente un edificio, sino de que ha ido más allá, a la recuperación de equipamiento, la introducción de las nuevas tecnologías y a elevar la autoestima de nuestros profesionales, que en circunstancias bien difíciles muchas veces, han mantenido esa profesionalidad y sensibilidad en la atención al pueblo”, apuntó el primer ministro.

Los trabajadores de la salud merecen un gran reconocimiento y los resultados alcanzados este año en el sector denotan que están en el centro del momento histórico que estamos viviendo, dijo el primer ministro. Foto: Lisandra Fariñas/Cubadebate.

En nombre del General de Ejército y primer secretario del Partido, Raúl Castro; el presidente cubano, Miguel Díaz-Canel, y de todo el Gobierno que dirijo, quiero trasladarle al pueblo de Cuba la merecida felicitación por todas las batallas que hemos librado este año, sostuvo Marrero Cruz.

“El año que viene iremos por más, le iremos arriba a las trabas y seguiremos acumulando conquistas, a pesar de que el Gobierno norteamericano se empeña en seguir recrudeciendo el bloqueo. Nosotros, con iniciativa, haciendo cosas distintas, buscando oportunidades y reservas, estamos convencidos de que vamos a triunfar”, afirmó.

Seamos consecuentes con una conquista principal de la Revolución: la salud

El ministro de Salud Pública, doctor José Angel Portal Miranda, al dirigirse a los trabajadores del hospital Calixto García, el Instituto de Gastroenterología y el Centro de Investigaciones sobre Longevidad, Envejecimiento y Salud (CITED), afirmó que justamente “por todo lo que hacen, estamos aquí, y porque ustedes constituyen un verdadero orgullo para la Revolución y para la salud pública cubana”.

“Despedimos un año cargado de retos y tensiones, agravado por la situación política internacional y la elevada injerencia norteamericana en la región y en nuestro país, con acciones específicas contra el transporte de combustible, el turismo y los servicios internacionales de salud. Pero esta sido un año también en el que todos hemos compartido entrega, compromiso, sacrificio y solidaridad, en el combate permanente de nuestro pueblo y gobierno, por enfrentar cada medida impuesta por el gobierno de Estados Unidos, con el fin de asfixiar nuestra economía, que es lo mismo que nuestras vidas”, sostuvo el ministro.

“Ustedes con su fuerza han contribuido a que el país concluya un año con progreso en los principales indicadores sanitarios, que son el resultado de la consolidación del sistema nacional de salud, el desarrollo integral de los programas del sector, así como la aplicación permanente de los avances de la ciencia”, dijo.

“En las acciones de reparación y mantenimiento constructivo, concluimos el año con la culminación de más de 7 642 objetos de obra en 2 581 instituciones del sector, dentro de las que se incluyen las realizadas aquí en el Calixto García, el Instituto de Gastroenterología y el CITED”, agregó.

“Por otra parte, sabemos que todavía existen múltiples insatisfacciones de la población con los servicios que brindamos en la hospitales, en la estabilidad del funcionamiento del programa del médico de la familia, en la higiene de las instituciones, la disponibilidad de medicamentos, en el funcionamiento de las farmacias, así como el transporte sanitario, entre otros problemas a resolver”, refirió el titular de Salud.

Es imprescindible que no nos falten la sensibilidad y el compromiso de nuestros trabajadores, dijo el ministro de Salud. Foto: Minsap.

De ahí que—explicó— se imponen nuevos desafíos para el 2020, entre lo que se destacan en el fortalecimiento del trabajo con los cuadros del sector, mantener la calidad de la formación de los recursos humanos de la salud, usar cada vez más la ciencia como herramienta de dirección, continuar el desarrollo de las especialidades médicas, el uso eficiente y racional de los recursos, así como incrementar sostenidamente la calidad, seguridad y satisfacción con los servicios de salud, “para lo cual es imprescindible que no nos falte la sensibilidad y el compromiso de nuestros trabajadores”, concluyó.

Un referente en la ginecoobstetricia cubana

Este hospital alcanzó en 2019 una tasa de mortalidad infantil de 3.17 por cada mil nacidos vivos. Foto: Lisandra Fariñas/Cubadebate.

El recorrido se inició en horas tempranas de este martes por el hospital ginecobstétrico Ramón González Coro, donde visitaron varias salas y el área de consulta de reproducción asistida, entre otros servicios. En nombre de los 650 trabajadores del hospital, familiares, pacientes y fuerzas constructoras que trabajan en la renovación del centro, el doctor Rodolfo Enríquez Rodríguez, su director, dio la bienvenida y destacó que este ha sido un intenso año de trabajo.

“Nuestro centro llega a su nacimiento número 3 207, lo que indica que hemos registrado 186 más que en igual periodo del año anterior, con una tasa de mortalidad infantil de 3.17 por cada mil nacidos vivos, de los cuales 216 han nacido bajo peso, con una sobrevida de 97.3%”, dijo.

Además, en el Ramón González Coro se logra el 100% de sobrevida en neonatos con enfermedad de membrana hialina, síndrome de aspiración meconial, sepsis de inicio precoz y tardía y a los nacidos entre 1 000 y 1 249 gramos.

De igual manera, se reporta una sobrevida del 94.5% y 90% en los nacidos con malformaciones e hipertensión pulmonar persistente neonatal, respectivamente. Todo ello, fruto de la permanente entrega de unidad de todos los actores en el proceso asistencial, destacó el especialista.

Asimismo -explicó-, se logra reducir el número de cesáreas totales a expensas de las cesáreas primitivas, con 105 pacientes operadas menos, lo cual permite un indicador de 18.49 en el acumulado anual, alcanzado por primera vez en la historia del hospital.

“Mención especial merece el indicador de mortalidad materna, el cual, a pesar de la alta morbilidad de pacientes que llegan de La Habana y de toda Cuba, se mantiene en cero en estos momentos”, subrayó el director del centro asistencial capitalino.

“Este centro marca la diferencia”, apuntó Marrero Cruz al reconocer a este hospital como una institución de referencia nacional en la ginecobstetricia cubana, si bien no está exento del impacto del bloqueo norteamericano.

La diferencia -dijo- la hacen la profesionalidad y el trabajo diario de cada uno de sus trabajadores.

Marrero intercambió con pacientes en el recorrido por el hospital González Coro de La Habana.

El primer ministro cubano destacó el empeño del director, capaz de unir a todos creando un fuerte equipo y aprovechando sus potencialidades para ponerlo en beneficio de la población.

Marrero Cruz felicitó a todo el personal en nombre del General de Ejército Raúl Castro, del presidente Miguel Díaz Canel y del Gobierno, y le exhortó a empezar el año 2020 con la misma fuerza, demostrando que al imperialismo se le ha dado una nueva derrota con el trabajo alcanzado.

“Día a día, muchas madres, padres, abuelas, tías y familias agradecen lo que ustedes hacen”, concluyó Marrero.

El viceministro de salud pública, Luis Fernando Navarro, apuntó que los trabajadores del hospital González Coro son ejemplos de esa voluntad para seguir adelante y así lo confirman los resultados alcanzados en el año que concluye.

“Han demostrado que la salud sexual y reproductiva, la prevención de la morbilidad, la medicina materno fetal, la oncología y sus aspectos preventivos, diagnósticos y terapéuticos, tienen que continuar siendo prioridad para los especialistas de la obstetricia y la ginecología cubanas”, resaltó.

 

Se reconocieron trabajadores y servicios destacados durante este año. Foto: Lisandra Fariñas/Cubadebate.

Calixto García: escuela permanente de los médicos cubanos

Contamos con un claustro de 225 profesores de ocho facultades lideradas por la Facultad de Ciencias Médicas Calixto García, dijo el director del hospital. Foto: Lisandra Fariñas/Cubadebate.

Al llamado “buque insigne de la medicina cubana”, el Hospital Clínico Quirúrgico Calixto García, llegó el primer ministro junto a las máximas autoridades del sector, donde reconoció el rol que esta institución ha desempeñado desde sus inicios en la formación de miles de profesionales de la medicina cubana.

Dentro del hospital se visitó la Facultad, la biblioteca de la misma, el Centro de Investigaciones de Longevidad, Envejecimiento y Salud (CITED), el servicio de neurofisiología del Hospital Calixto García y el Servicio Endoscopia y fisiología digestiva del Instituto de Gastroenterología.

El doctor Edilberto González Ortiz, director de este centro, remarcó que el año culminó con más de 200 900 pacientes atendidos en el centro de urgencias y emergencias y un total de 15,700 ingresos. “Contamos con un claustro de 225 profesores de ocho facultades lideradas por la Facultad de Ciencias Médicas Calixto García”, dijo.

Por su parte, la doctora Lilian Rodríguez, directora del CITED destacó que el promedio de estadía de los pacientes en el centro durante el año fue de 7.9 días, un día menos con relación al pasado año.

Asimismo, señaló la inauguración el pasado 21 de septiembre del centro de Alzheimer y otros trastornos cognitivos que, único de su tipo en el país, tiene el propósito de realizar un diagnóstico temprano de la demencia Alzheimer, capacitar a los cuidadores, familiares y profesionales vinculados a la atención de las personas mayores en este problema de salud, desarrollar investigaciones que tributen al perfeccionamiento de la atención y manejo de los pacientes y trabajar de conjunto con las instituciones de BoiCubaFarma.

Cuba es uno de los países con mayor índice de envejecimiento en la región; el 20,4 % de la población cubana hoy tiene 60 años o más. Foto: Lisandra Fariñas/Cubadebate.

La especialista resaltó también la inauguración de la primera unidad para la evaluación del desempeño físico de las personas mayores en Cuba, y una de las pocas existentes en América Latina y el Caribe.

“Esta unidad permite evaluar la capacidad funcional, a partir de variables como velocidad de la marcha y fuerza muscular, entre otras. También, fortalecer el diagnóstico y rehabilitación de las personas mayores con disminución de su capacidad funcional y potenciar el desarrollo de la investigación en áreas claves del envejecimiento y en la formación de recursos humanos competentes”, afirmó.

Cuba es uno de los países con mayor índice de envejecimiento en la región –el 20,4 % de la población cubana hoy tiene 60 años o más–, y esa realidad “tiene profundas consecuencias para la salud, los sistemas sanitarios, su personal y su presupuesto”, apuntó la  directora del Cited.

“Este es un tema esencial hoy para nuestro país y no podemos detenernos en el empeño de alargar la calidad de vida de las personas, así como de fomentar el respeto a aquellos que tienen la  virtud de haber vivido más y por tanto de haber acumulado más experiencia”, sostuvo el primer ministro al visitar la unidad.

El doctor José Angel Portal Miranda, por su parte, refirió que hoy es una prioridad dentro del sector la atención al envejecimiento, por lo que no solo se insiste en la adecuación de los servicios, sino en la creación de capacidades para la formación de geriatras— que ya suman casi 300— y en  incorporarle al resto de las especialidades el conocimiento sobre la geriatría y el abordaje multidisciplinario en las personas mayores.

El primer ministro insistió en la necesidad de preservar la memoria histórica que atesora ese lugar. Foto: Lisandra Fariñas/Cubadebate.

Al visitar el edificio docente y la biblioteca central, el primer ministro enfatizó en la importancia de preservar la memoria histórica que atesora ese lugar, así como la necesidad de seguir incorporando a esta, conocimientos y compartiéndolos con las nuevas generaciones de estudiantes.

En ese sentido, Marrero Cruz resaltó que en la historia del Hospital debía además incluirse la proeza de salvar la vida de la única sobreviviente del accidente aéreo sucedido en la Habana el pasado 18 de mayo de 2018.

La directora del Instituto de Gastroenterología, la doctora Caridad Ruenes Domech, enumeró los principales resultados de su institución durante el año, y al igual que el resto de los directores de hospitales, reconoció a trabajadores que se destacaron por su desempeño en 2019.

Se reconocieron a trabajadores destacados en el año que culmina. Foto: Lisandra Fariñas/Cubadebate.

Sostuvo que en el año 2019 se continuó con el desarrollo científico técnico, potenciándose la introducción de nuevas tecnologías, desarrollo profesoral y profesional del recurso humano y la prestación de servicios asistenciales que dan respuesta los principales problemas de salud de la especialidad en nuestra población. “Se realizaron 5247 procederes endoscópicos que tributan a 438 operaciones menores”, dijo.

En el 2019 se realizaron 5247 procederes endoscópicos que tributan a 438 operaciones menores. Foto: Lisandra Fariñas/Cubadebate.

“La evaluación integral de los pacientes es una fortaleza de esta institución”, apuntó el ministro de Salud, quien enfatizó que el Instituto de Gastroenterología es una de las instalaciones de salud ya recuperadas y que hoy se encuentra en etapa de sostenibilidad mediante los mantenimientos programados.

“Seguir apostando por la calidad de los servicios, para en un futuro, crecer en el número de áreas”, concluyó Portal Miranda.

Salud
Colaboradores:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *