No postergar el carrusel

Fotos: Víctor Piñero y Karelia Álvarez

El abuelo Borges no hay un día que pase por nuestro lado y nos reclame por el funcionamiento del legendario parque infantil Los Pineritos o más conocido como Los Caballitos: “Será posible que mi nieta y los niños de la Isla pasen esta etapa de la vida sin disfrutarlo”.

Pero no solo en él late tal preocupación sino también en varias familias y hasta pequeños que crecen ante la ausencia de un sitio en el cual cientos de pineros crecieron y jugaron, dándoles la posibilidad de ensanchar su imaginación y alegría.

Antes del triunfo revolucionario eran algunos aparatos móviles que rodaban por Nueva Gerona y no fue hasta finales de la década de los 60 que fue construido este centro recreativo, según informó el historiador de la ciudad y profesor de la universidad Jesús Montané Oropesa Roberto Únger Pérez.

Este ha sido objeto de disímiles trabajos periodísticos debido a irregularidades con los mantenimientos ante su añoso equipamiento, calidad del servicio y otras deficiencias, las cuales motivaron el apadrinamiento por parte de varias entidades locales en aras de mantener su vitalidad.

Vecinos del lugar alegan que el feroz Gustav con sus fuertes vientos huracanados le provocaron severos estragos sino además de la irresponsabilidad de personas que se han aprovechado de los descuidos para cargar con cuanto hierro estuviese al alcance de sus manos.

Eduardo Fernández Escalona, jubilado del parque, manifestó: “Un día comenzaron a traer materiales y nos alegramos por la reconstrucción, pero hace meses está parada, no se sabe por qué, solo vemos el trasiego de materiales, niños jugando en el área, personas que hacen sus necesidades ahí como si fuera un baño público, hasta caballos pastando y ahora con las lluvias llegaron las filtraciones en las nuevas construcciones”.

TRAS LOS PORQUÉ…

Tras los porqués de la inmovilización de una obra de gran envergadura por los valores que aporta a la grey infantil, tan urgida  de entretenimiento, encauzamos los pasos al lugar, donde, por supuesto, no encontramos a trabajador alguno, solo una desolación que abruma.

Indagamos y fuimos en busca de los ejecutores, una brigada de trabajadores por cuenta propia, que al unísono edifican el Centro Tecnológico ubicado en el Paseo Martí, donde ante la ausencia de Pedro Leyva Cutiño, el máximo responsable, dialogamos con la ingeniera Mabel Acosta Maceo.

“Comenzamos a laborar el cinco de abril del 2015, son seis objetos de obras: cafetería, anfiteatro, baños, cisterna, entrada principal y redes exteriores, los cuales de manera general están en fase de terminación.

“A la cafetería, por ejemplo, le faltan los azulejos, pintura, solo detalles; a lo que más le queda son a los exteriores, que avanzará en tanto se concluya el resto porque el parque requiere de relleno y nivelación del piso debido a su cimentación, además de las aceras y la jardinería.

“Los trabajos se han demorado, sobre todo al comienzo, por problemas con los proyectos. En un primer momento se pensó en acometer una remodelación, pero teniendo en cuenta su gran deterioro fue preciso reconstruirlo completo”.

Por Mabel conocimos que desde octubre del pasado año se detuvieron las labores, “sin saber por qué”, y no han tenido más asignación de materiales.

“Aquí vienen a verme los vecinos a darme las quejas de cuanto ocurre allí, pero todavía no tenemos respuesta de la reanudación; sin embargo, ahí deben permanecer custodios de Comunales, sí, porque aunque se trate de una obra nominal, pertenece a dicha entidad.”

Durante las pesquisas conocimos del interés del Gobierno local, de ahí que el financiamiento salga de sus arcas para que Los Pineritos dejen de ser una quimera, como también que ya parte de los aparatos cobran vida en las manos de un equipo que encabeza el trabajador por cuenta propia Heyner Pupo Cardona.

Heyner habla de la inestabilidad con los pagos y de los equipos

Hasta el Panel II del poblado La Fe fuimos. Andaba de prisa, tenía otros asuntos por resolver en Nueva Gerona, pero accedió a atendernos: “El artista Jaime Prendes y otros de la UNEAC me plantearon el tema, presenté el proyecto y les gustó.

“La entrada simula un castillo, donde se podrá acceder a una segunda planta por unas escaleras, convirtiéndose en un mirador; el objetivo es que los niños se sientan fantásticos.

“Llevamos un año en estos menesteres, ya hemos hecho los avioncitos, avanzamos con las estructuras, pero debemos fabricar el carrusel, para el cual se hizo una encuesta con varios infantes, quienes prefirieron que este llevara, no precisamente caballitos sino, personales de la sirenita Ariel, para lo cual disponemos de los moldes del cangrejo Sebastián, el caballito de mar, las conchas, el pececito, el delfín…”.

Asegura que en esta oportunidad el Palmiche se asemejará al de Elpidio Valdés , habla de los trabajos para desmontar la silla voladora, además de la estrella, el barco y otros nuevos como los carros locos.

“Los vecinos me preguntan cuándo voy a terminar, en realidad el quehacer es complejo, pero si bien hemos presentado problemas con materias primas, por las cuales se ha tenido que ir hasta La Habana, también han existido demoras con los pagos”.

Un lugar obligado resultó ser la sede del Poder Popular, donde tuvimos la posibilidad de ver los avioncitos, guardados en una oficina y conversar con Yaniela Carrillo, vicepresidenta de Economía del Consejo de la Administración, quien planteó: “A pesar de no estar en plan la Presidenta tiene la facultad de destinar presupuestos para obras sociales, pero las demoras han sido en lo fundamental por problemas con el financiamiento.

“Aunque tenemos resguardados varios equipos, también han existido  dificultades con materias primas, como el acetileno, las planchas de acero y otras para las piezas del carrusel.”

Por su parte Miladys Pray Ramírez, actual directora de la Dependencia Interna, comentó acerca de su reciente incorporación al cargo; no obstante, puntualizó que había recibido la orientación de priorizar Los Caballitos, misión compartida con la vicepresidenta de Economía, la directora de Finanzas y Precios, y de la Unidad Central de Auditoría Interna del Poder Popular.

“Vamos a revisar el tema, de hecho, los invitamos a participar en una reunión que desarrollaremos el jueves 22, a las cuatro de la tarde ahí, donde analizaremos el asunto con cada una de las partes implicadas con el fin de restablecer las labores”.

REUNIÓN A PIE DE OBRA

Ese día se analizó la situación entre directivos del Gobierno y el jefe de la microbrigada constructiva, donde salieron a relucir problemas relacionados con la contratación de la fuerza de trabajo, incumplimientos en el cronograma de ejecución, atrasos en los pagos y financiamiento.

Todas esas limitaciones trajeron consigo la paralización de la obra, cuyo valor en un primer momento ascendía a los 93 000 pesos y ya sobrepasa los 500 000, debido a los cambios realizados al proyecto inicial teniendo en cuenta el grado de deterioro.

Luego de recorrer el lugar y valorar lo restante para el acabado, según objetos de obras, se acordó actualizar los contratos y hacer un levantamiento de la necesidad de materiales, tales como cemento, arena, gravilla, entre otros, en aras de reanudar las labores este lunes 26, a partir de la disponibilidad de financiamiento, para lo cual agilizarán la fabricación de los equipos.

Felizmente volverá el ajetreo en Los Caballitos, pero cabe preguntarse ¿qué pasará con la inestabilidad de los custodios pertenecientes a Comunales, quienes tienen la responsabilidad de custodiar la instalación y los bienes del Estado? Habrá que revisar el tema, pues se precisa ponerles coto a las indisciplinas y negligencias en el lugar.

Cuanto ha ocurrido con Los Pineritos evidencia lo mucho que todavía debemos aprender en cuanto a lograr la eficiencia en el proceso inversionista, donde no caben improvisaciones y menos dilaciones, que traen consigo que las obras se eternicen en el tiempo al punto de resultar interminables, máxime cuando se trata de un parque destinado a los que más saben querer, quienes según la sicóloga del policlínico II Leonilda Tamayo Matos, Tahymí Soto Matos:

“Requieren de lugares de esparcimiento, que el territorio adolece de ellos, por la importancia del juego, el cual no es un capricho sino una necesidad psicológica a partir del año hasta los diez, pues resulta vital para su aprendizaje, establecer relaciones con sus coetáneos y quienes le rodean, desarrollar hábitos de cooperación, su creatividad e imaginación y disímiles capacidades”. En fin aprenden jugando de los roles de la familia y la vida.

Se restablecen las labores en el legendario parque infantil del territorio y tanto este semanario como Anaís, Jorge, Marquitos, Claudia… esperan que no se postergue por más tiempo el vuelo en el carrusel.

 

 

  • Día Internacional del Juego: Se celebra cada 28 de mayo. Es una iniciativa que surgió en 1998 por parte de la Asociación Internacional de Ludotecas, con el fin de recordar a todo el mundo que jugar es un derecho para el niño y es indispensable en otras etapas de la vida.
  • En el Art. 31 de la Convención sobre los Derechos del Niño de la ONU se establece que el niño tiene derecho al esparcimiento, al juego y a participar en las actividades artísticas y culturales.

 

 

Diseño de cómo debe quedar el parque

 

El lunes 26 de junio deben reanudarse las labores, según informaron directivos del Gobierno

 

Según encuesta realizada, los niños quieren el carrusel así

 

Los avioncitos ya están terminados

 

Isla de la Juventud
Karelia Álvarez Rosell
Karelia Álvarez Rosell

Licenciada en Defectología en la Universidad Carlos Manuel de Céspedes, Isla de la Juventud. Diplomada en Periodismo con más de 30 años en la profesión.

Colaboradores:

7 Replies to “No postergar el carrusel

  1. Acabo de cumplir 60 pero Los Caballitos fue el Disney de mi generación, por favor termínenlo, yo no vivo allá pero la Isla es parte de mi vida,se han hecho obras más grandes porque no un parque que va traer felicidad a las generaciones por venir

  2. Es verdaderamente doloroso. era unos de los lugares nobles de la isla donde los pequeños se divertían. el problema es que también van demasiado lento. cuanto tiempo llevan? me parece que una eternidad y perdona que juzgue pero creo que han sido demasiado morosos. hoy veo la foto y me parece que no adelantaron casi nada ya llevo casi un año fuera y lo veo igual.

  3. Así es, una verdadera lástima, pero ya las labores constructivas deben retomarse este lunes y espero que no paren hasta tanto los niños tengan su añorado parque para el merecido esparcimiento. Debe quedar lindo, según el proyecto.

  4. Es una verdadera pena. Tanta falta hace el alimento como el divertimento, y si el destinatario es un niño esa era la prioridad. porque no hace un mes ni dos hace añosssssssssssssss. Puertas abiertas a los trabajadores no estatales que una vez mas parecen dan la talla, en eso de crear iniciativas.

  5. Yo pude disfrutar de Los Caballitos en mi infancia, incluso di vuelta en la estrella voladora hasta que me sacó lo último del estómago….cuanto quisiera que mi niño disfrutara de este parquecito, único en 2 mil 200 Km cuadrados.

  6. Fueron muchos los ratos tan buenos que pase de niña en este parque que lastima que varias generaciones de pineritos no puedan gozar de lo lindo como lo hice yo, y quisiera que mi niño que solo tiene 3 años pueda algún día disfrutar de este parque😏

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *