Motor impulsor del desarrollo

Convertir la Asociación Nacional de Economistas y Contadores de Cuba (Anec) de la Isla de la Juventud en un polo científico, a partir de que el gremio asume la investigación como uno de sus elementos fuertes, constituye uno de los propósitos de los economistas y contadores en función de aportar a través de sus estudios y análisis a resolver los problemas más acuciantes hoy en las entidades locales.
Dependerá de la capacidad en el acompañamiento de los 760 asociados y 45 secciones de base del territorio, a sus colectivos laborales y consejos de dirección, desarrollando estrategias que permitan a las direcciones la toma de decisiones frente a las vicisitudes, así lo destacó Ramón Ledesma Céspedes, presidente de la Anec aquí.

Foto: Yesmani Vega Ávalos

Ledesma Céspedes ratificó el papel de los economistas en los procesos y transformaciones que se llevan a cabo en el país como parte de la actualización de nuestro modelo económico, adaptándolo al contexto actual, como parte del llamado de la máxima dirección del país.
En el VIII Congreso de la Anec, en el cual el Municipio estuvo presente con cinco delegados, los debates se centraron en la búsqueda de soluciones a las problemáticas desde el punto de vista de la economía, la falta de financiamiento, lo relacionado con el salario y la productividad.
“Se originaron más de 370 propuestas encaminadas a resolver problemas
–precisó Ramón–, a crecer y continuar impulsando el desarrollo del país, a pesar de la situación con los financiamientos, el bloqueo impuesto por el gobierno de Estados Unidos y las medidas que adopta la economía.
“Como bien planteó Alejandro Gil Fernández, ministro de Economía y Planificación, hay que realizar un diagnóstico certero de las potencialidades del territorio para la exportación y eso le presentaremos en esta etapa al Órgano de Gobierno Local.
“Tenemos rubros tradicionales como la langosta, el pepino de mar, la miel de abeja y el carbón que en ocasiones, por esquemas estructurales, no fluyen con mayor rapidez al colocar estos productos en el mercado externo. No obstante la Isla tiene potencial, entonces la primera tarea es, entre todos, identificar los productos y servicios a exportar”.
Según el titular de la Anec aquí, el segundo enfoque está en los encadenamientos productivos. Explicó que como asociación han destinado este año un capital para financiar proyectos que generan desarrollo de conjunto con la Universidad Jesús Montané Oropesa.
“Existen cuatro que estamos financiando: uno encaminado a estudios futuros de la Isla, en este caso cómo proyectarse en los próximos diez o 15 años, presidido por la profesora Liudyana Domínguez Matos.
“Otro sobre la gestión crediticia, teniendo en cuenta que uno de los problemas más abordados en el Congreso fue el de las cuentas por cobrar y pagar, este tiene a la profesora Yanet Villarreal Reyes al frente e incluso se trabaja en entidades con dificultades.
“El tercero tiene que ver con la evaluación de la calidad de los sistemas de costo a cargo de la profesora Yisel Gutiérez Guerra, otro de los temas tratados con mucha intención en el cónclave, porque no se sabe valorar en la producción y los servicios si los costos en realidad reflejan los gastos”.
Mientras, el cuarto está siendo coordinado por la propia Asociación y trata sobre el encadenamiento productivo para rescatar en el territorio la producción de leche de chiva, yogur y queso.
“Se ejecuta de conjunto con la Universidad porque hemos planteado que no se puede convertir en consigna. Muchas entidades tienen definidos los contratos, la visión y misión, pero en la práctica muy pocas emplean de una forma correcta el contrato como instrumento económico.
“No estamos acostumbrados a esos lenguajes ni instrumentos y es necesario aprender, por ello la Asociación se dio a la tarea de participar de manera directa en un encadenamiento productivo para luego trasmitir las experiencias.
“Urge impulsar el desarrollo local, tratar de importar cada vez menos, saber aprovechar los recursos que tenemos, identificarlos, utilizarlos de manera correcta, financiar y estimular proyectos que generen empleo y sostenibilidad en el tiempo, y permitan después prestar otros servicios”.
Dichas temáticas precisan de seguimiento, la dirección nacional de la Anec se encuentra inmersa en no dejar engavetadas las propuestas de soluciones suscitadas en el Congreso.
“Haremos un balance para comprobar si los economistas están desempeñando su papel en las entidades. En septiembre tenemos el Comité Nacional, donde serán discutidas muchas cuestiones y se definirán las líneas a seguir.
“La capacitación ocupará un lugar importante en los métodos y estilos de trabajo en esta etapa debido a las transformaciones que para bien se avecinan, ese es el llamado.
“Nosotros, de manera sistemática, vamos a chequear cómo se les va dando respuesta a los acuerdos de la Asamblea Municipal, que en sentido general están en sintonía con el Congreso”, concluyó.

Isla de la Juventud
Yuniesky La Rosa Pérez
Yuniesky La Rosa Pérez

Licenciado en Comunicación Social en la universidad Jesús Montané Oropesa, Isla de la Juventud

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *