Mejorar en integración, sumar y unir

Foto: Víctor Piñero Ferrat

Fue el llamado hecho a las federadas pineras por Ernesto Reinoso Piñera, primer secretario del Comité Municipal del Partido, en las conclusiones de la Asamblea Municipal X Congreso de la FMC, celebrada este miércoles 7 de noviembre en el teatro de la sede local de la CTC

Compañera Teresa Ameralle Boué, miembro del Buró Político del Partido y Secretaria General de la FMC en nuestro país.

Compañeras de la Presidencia.

Federadas todas.

Hoy la Patria sigue de fiesta por la contundente victoria alcanzada el pasado primero de noviembre en las Naciones Unidas con el “Nokao” que propinamos a Estados Unidos en las 10 votaciones realizadas. Nada más evidente que ello para demostrar el apoyo alcanzado por nuestro país en la lucha contra el genocida bloqueo que por casi 60 años ha tratado de doblegarnos por hambre y enfermedades.

Son ustedes también protagonistas de esa victoria. El crecimiento moral, espiritual y revolucionario de la mujer cubana la ha distinguido y diferenciado de las de otras latitudes, porque han tenido que crecerse como puntales emocionales y cultivadoras de valores en la familia para robustecerla y ejercer su positiva influencia en las más jóvenes generaciones, a pesar de las múltiples dificultades de todo tipo que nuestro país ha enfrentado.

Están más presentes hoy el pensamiento y legado de Fidel y de Vilma, los constructores de esta hermosa organización que supo agrupar a las diferentes organizaciones femeninas existentes desde el triunfo revolucionario para potenciar la unidad de la nación.

Es la UNIDAD la clave, el misterio, la fortaleza, el paradigma de la Revolución en su resistencia, en su trascendencia y en sus victorias.

Es por eso que el llamado a la UNIDAD de la nación, también nos acompaña hoy en el nuevo proyecto Constitucional cuando nos convoca a que el Partido Comunista de Cuba, nuestro ÚNICO Partido, el Partido de la Nación desde Martí: “Con todos y para el bien de todos”, sea la piedra angular y rector de la sociedad socialista, la del socialismo de Fidel, que es único e indivisible, el que mantendrá las conquistas logradas y las que nos proponemos alcanzar con el cumplimiento de los nuevos retos enfocados al desarrollo.

EJEMPLO DE CÓMO HA IDO CRECIENDO EL PAPEL DE LA MUJER

En medio de este contexto y de la exitosa gira internacional de nuestro Presidente Miguel Díaz-Canel, en la que ha aflorado la solidaridad y las muestras de admiración por nuestro país, estamos llamados también a ser  coherentes y consecuentes con el cumplimiento de las tareas asignadas, en este caso, desde la producción y los servicios, la familia, la comunidad y la sociedad.

Un debate enriquecedor ha caracterizado este encuentro que es la fase final del proceso orgánico del X Congreso de la Federación de Mujeres Cubanas y en el que se ha fortalecido la organización. Nuestras mujeres han sido privilegiadas en la defensa de sus principales derechos hasta lograr lugares cimeros en la sociedad. Como bien han dejado constancia en sus documentos, la mujer pinera ocupa hoy el 51.3% de las ocupadas en el sector estatal civil y el 55.3 de los administrativos y directivos, mientras que en los servicios alcanza el 58.3% y el 65% predominan en el área de las profesionales y técnicas; en el sector campesino ya representan el 23.4% mientras que las Presidentas de cooperativas llegan a casi el 65% del total.

Lo anterior constituye un ejemplo de cómo ha ido creciendo el papel de la mujer en la sociedad, con una mayor responsabilidad, capacidad para organizar y controlar, además de estar dignamente representadas en la Asamblea Municipal del Poder Popular con casi el 50% de su integración.

MUCHOS SON LOS COMPROMISOS, INCONTABLES LAS TAREAS

Pero no todo es color de rosas, aún hay que ganar mucho en el sentido de pertenencia a la organización: cuando hablo de sentido de pertenencia me refiero a que cada una sienta que le palpita en los corazones, que se sienten responsabilizadas con formar parte de la organización, porque hay todavía un 10% de las pineras no llevan el honor de pertenecer a la Federación de Mujeres Cubanas. Pero una vez que están en ella, cumplir con las tareas como la cotización, asistir a las reuniones, a las actividades con las organizaciones del barrio, atender a las familias, prevenir el delito y la corrupción y sumarse de forma activa y consciente a la lucha antivectorial.

Voy a hacer un alto en este aspecto porque el territorio atraviesa por una etapa difícil en la que ha proliferado el Dengue y los asideros más connotados son las viviendas y sus patios, los tanques bajos, el enyerbamiento y la basura. Esta situación demanda de la Organización una labor más decidida en las cuadras, la participación más activa de la mujer en el autofocal familiar, a erradicar los posibles focos donde se cultive y crezca el Aedes aegyptipor el bien de la salud familiar y de la sociedad que se enfrenta disímiles enfermedades.

Pineras:

Mejorar en integración, sumar y unir, instruir a la familia y sobre todo a las más jóvenes generaciones, trabajar conscientemente en la captación de nuevos cuadros y activistas que dinamicen el accionar de la organización femenina en la comunidad, lograr el cumplimiento de la cotización, el aporte a la Patria y el X Congreso, unido al impulso a la actividad insustituible de la Casa de Atención a la Mujer y la Familia, son tareas de primer orden que en lo adelante ocuparán a la dirección de la Federación de Mujeres Cubanas, a sus activistas y a las pineras en su interés por perfeccionarla y ser coherentes con el legado de Fidel y Vilma, que la concibieron como una organización emancipadora.

Pocos días nos separan para conmemorar el segundo aniversario de la desaparición física del líder histórico de la Revolución, como parte también del 60 Aniversario del Triunfo de la Revolución, jornada que comenzó en octubre y se extenderá hasta el 1ro. de enero del 2020. Muchos son los compromisos, incontables las tareas que debemos acometer para alcanzar el desarrollo que nos hemos propuesto y en las que la mujer pinera, por su aporte decisivo al territorio, tendrá igualmente un papel protagónico.

DAR EL SÍ POR LA CONSTITUCIÓN

También la Patria nos llama a una nueva batalla, el 24 de febrero del próximo año, se realizará  el Referendo Constitucional. Es un acto de alto valor político y cívico al dejar patentizada nuestra vocación de seguir construyendo el Socialismo fidelista con el Partido Comunista al frente, al aprobar con nuestro voto positivo por la nueva Constitución de la República: moderna, de avanzada, que precisa las metas y el camino para una sociedad superior.

Ese es el llamado, a participar masivamente en el Referendo Constitucional y dar el SÍ por la Constitución.

Si Fidel estuviera hoy junto a nosotros, se sentiría feliz de verlas tan alegres y profundas, comprometidas y entusiastas para acometer las nuevas tareas. De eso se trata. Este alto en el camino tiene que servir para cargar las pilas y volcar todo el talento y el corazón hacia la Patria.

Hoy quiero convocarlas, junto a Fidel y Vilma, porque las batallas de hoy no son menos importantes, por el contrario, se multiplican frente a un imperio cada vez más agresivo, a un bloqueo más genocida, a un orden económico internacional más desigual, en un mundo en el que se perfila el dominio de un pensamiento único; y nuestro país, como un oasis en medio de ese desierto, sigue apostando por el desarrollo, por alcanzar el bienestar de su pueblo, por eliminar todo tipo de discriminaciones, porque nuestro pueblo sea culto y virtuoso, y pueda darle a sus hijos la mayor cuota de felicidad posible.

Trabajemos todos juntos para que la Isla de la Juventud pueda convertirse en esa joya cubana a la que aspiró Fidel, cuando nos convocó en 1975 a hacer cada día de esta una “Isla modelo, un modelo de desarrollo económico y social, un modelo de trabajo de nuestra juventud…”.

¡Vivan las mujeres pineras!

¡Viva la Federación de Mujeres Cubanas y su X Congreso!

¡Vivan eternamente Vilma y Fidel!

¡Hasta la Victoria Siempre!

Otras de la Isla de la Juventud
Colaboradores:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *