Mayo no solo trajo lluvia…

Foto: Cortesía de Recursos Hidráulicos

Eventos meteorológicos contribuyeron que la Isla de la Juventud registre en el quinto mes del año nuevo récord de precipitaciones al sobrepasar los 800 milímetros

Así es, el quinto mes del año, uno de los meses más lluviosos en la Isla de la Juventud junto a junio y septiembre no solo mandó a parar la sequía que hasta entonces convertía al terruño entre los más afectados del país sino también se rompieron con creces los pronósticos históricos.

Algunos aseguran que se nos fue la mano pidiéndole al cielo y a todos los ancestros al menos unos pocos chubascos. Lo cierto es que durante veinte días el Municipio permaneció bajo el efecto de numerosas lluvias.

Foto: Gerardo Mayet Cruz

Ello motivó a este equipo de reporteros a visitar al Centro de Pronósticos aquí, donde dialogamos con Luis Sánchez Suárez, especialista en Meteorología, quien explicó que la situación estuvo asociada primero a una vaguada superior sobre el Golfo de México y el occidente de Cuba, provocando unos 12 días con numerosas lluvias.

“Luego las condiciones en el Mar Caribe favorecieron la formación de la tormenta la subtormenta tropical Alberto, la cual abarcó una extensa área de nublados y trajo consigo fuertes e intensas lluvias sobre todo en el territorio, Pinar del Río y las provincias centrales, extendiéndose los días con afectaciones por esta causa.

“Durante este período se registraron precipitaciones muy superiores a la constatada en el 2012, cuando en siete días consecutivos hubo un registro de 350.7 mm, en la actualidad se puede hablar de un nuevo récord al sobrepasarse los 800 mm.

“Las mayores precipitaciones se localizaron en La Reforma y Punta del Este. En estos momentos se reportan ocho pluviómetros por encima de los 100 mm, ubicados en la parte centro este del territorio.

“Por su parte los acumulados más significativos están ubicados en la presa Briones Montoto (mil 011.5 mm), La Reforma (956.7 mm y Punta del Este (924.2 mm)”.

El especialista en Meteorología puntualizó que aunque los pineros andábamos alarmados y aborrecidos de tanta lluvia, tal fenómeno climatológico es normal en esta época del año, al producirse un tránsito de la primavera al verano.

La tormenta subtropical Alberto se formó antes de decretarse de manera oficial la temporada ciclónica, cada primero de junio, pero ahora sí comenzó y al intercambiar con Luis al respecto manifestó que tendrá un comportamiento cercano a lo normal.

“Se pronostica la formación varios ciclones tropicales en toda el área del Atlántico Norte, algunos con posibilidades de alcanzar la categoría de huracán.

“De que se identifique al menos uno en el Caribe tiene una probabilidad del 65 por ciento y el peligro de que Cuba sea afectada por al menos un huracán es alto. No obstante, lo más importante es mantenernos atentos a cualquier información y preparados para enfrentar tales eventos, de tal manera de disminuir los daños que nos puedan provocar”.

EMBALSES CON FAVORABLE PANORAMA

Si desde noviembre de 2017 hasta la formación de la vaguada y la tormenta subtropical Alberto los 14 embalses de la localidad pedían a gritos agua por sus bajos niveles de llenado debido a un intenso período seco, ahora muestran una situación favorable.

Foto: Gerardo Mayet Cruz

Pero para abundar más al respecto encaminamos los pasos hacia la sede del Instituto de Recursos Hidráulicos en la Isla, donde  Yaisel Cobarrubia Bravo, delegado, postergó sus ocupaciones para atendernos.

Manifestó que las presas mostraban solo un 55 % de llenado, con un nivel de 126 hectómetros cúbicos, ello los llevó a adoptar algunas medidas como la regulación de algunos pozos en aras de asegurar el suministro a la actividad economía territorial y los pobladores.

“Comenzamos con las lluvias desde el dos de mayo, las cuales se intensificaron a partir del día 8, por lo que hasta el momento hemos captado un total de 829.9 mm como promedio, 148.5 más con respecto a la media histórica.

“Estas lluvias han posibilitado que nuestros embalses hoy acumulen 194.95 hectómetros cúbicos para un 84,9%, aunque si tenemos en  cuenta la no acumulación en Libertad tendríamos entonces un 103.4%, también nueve vierten en la actualidad, por lo que no solo tenemos una situación favorable sino que debemos prestarle la debida atención con el propósito de evitar inundaciones en caso de otros eventos.

“Vale destacar el crecimiento de los caudales de las presas, como La Fe que hacía varios años no vertía y ahora lo hace a más de 70 metros cúbicos por segundo, también sobresale El Abra, Las Tunas y Cristal, las cuales están en mejores condiciones de aportar a la economía territorial, sobre todo a la agricultura.

“Hace más de una semana adoptamos las medidas establecidas para la alerta temprana. Hasta el momento no presentamos afectaciones en nuestra infraestructura”.

Señaló que los acuíferos se han beneficiado y la evidencia más significativa se aprecia en los pozos asociados a La Guanábana,  con un impacto muy positivo.

“Otro elemento –acotó Yaisel– es que no contamos con serias dificultades con el abasto de agua, a casos puntuales le suministramos en pipas, menos en La Isabel, por su incomunicación debido a la crecida de los afluentes”.

Con respecto a la evacuación pluvial y sanitaria, enfatizó: “Esta, por supuesto, colapsó en la ciudad de Nueva Gerona, pues tiene una infraestructura con más de 50 años de explotación y diseñada para una escasa densidad poblacional con respecto a la actual.

“A ello responde los salideros por los registros y acometidas de las viviendas. La desobstrucción con las abundantes lluvias se tornó mucho más complejo, ahora hay que esperar que se estabilice un poco la situación para poder trabajar en tal sentido. Similar ocurre con el sistema sanitario”.

Antes de retirarnos el directivo destacó la realización de manera efectiva del ejercicio popular Meteoro 2018, el cual permitió efectuar varias acciones encaminadas a elevar la preparación ante tales contingencias.

PERMANECER ALERTAS

Es verdad, mayo mandó a parar la intensa sequía en Isla de la Juventud, un Municipio que en la actualidad muestra un buen escenario hidrológico; sin embargo, ya comenzamos la temporada ciclónica y habrá que permanecer alertas para enfrentar y aminorar los daños en caso de que algún evento meteorológico nos prefiera como pasadizo.

Varios son los embalses del territorio vierten en estos momentos. Foto: Cortesía de Recursos Hidráulicos
Isla de la Juventud
Karelia Álvarez Rosell
Karelia Álvarez Rosell

Licenciada en Defectología en la Universidad Carlos Manuel de Céspedes, Isla de la Juventud. Diplomada en Periodismo con más de 30 años en la profesión.

Colaboradores:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *