¿La última locura?

El presidente Jair Messias Bolsonaro nos tiene acostumbrados, en su medio año de Gobierno, a todas las sorpresas y locuras. La última, sin embargo, en una transmisión en vivo por Facebook de este jueves, ha creado cierto espanto al defender el trabajo infantil con estas palabras: “El trabajo dignifica al hombre y a la mujer a cualquier edad”. (Fuente: El País)
Guillermo Tell

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro. Foto: AP.

El colega del citado medio no puede rehuir la evocación a lo que se decía a la entrada de los campos de concentración nazis, donde los niños eran sacrificados en los hornos crematorios, de que “el trabajo dignifica al hombre, al referirse al deseo del presidente de descriminalizar la legislación de hoy de Brasil que prohíbe el trabajo infantil.

Según el monólogo de Bolsonaro, circulado en la mencionada red, no sería ningún drama que a los niños se les permitiera ir a trabajar a contrapelo de toda la pedagogía y la práctica de los países civilizados del mundo, a partir del sustentado criterio de que el trabajo infantil, que roba a los menores el tiempo para el estudio y el juego se considera un crimen contra los derechos de la infancia.

Discrepo, sin embargo, que sea su última locura retrotraer al país a los tiempos en que la escuela y el saber era un derecho para pocos privilegiados, marginando a los pobres, después de un disparatado rosario de intenciones y decisiones que han caracterizado los primeros meses del excapitán gobernante de tierra arrasada de aborígenes del Amazona, homofobias, intolerancias evangelizadoras e intervencionismos

Mejor preguntar, y de paso prevenirse, cuál será la próxima locura de este embalado fascistoide de rancio conservadurismo, emulador de Donald Trump.

Mundo
Colaboradores:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *