La opinión del lector: En Centro Habana no se aplica casi nada de las medidas orientadas

Vista del municipio Centro Habana.

En La Habana no se están tomando las acciones orientadas por el Presidente del CDP. Yo escucho lo poco que sale en Canal Habana y me percato que en Centro Habana no se aplica casi nada (para no ser absoluto)

Por ejemplo:

Distanciamiento de las colas: lo que hicieron fue alejarlas a más de dos cuadras de las tiendas, pero las autoridades que tienen que llevar el control no se preocupan que en ese lugar las personas están en forma de reunión y no con distanciamiento. A esto hay que sumarle que las autoridades tampoco influyen en la disciplina de las tiendas y eso conlleva a que las personas estén en una cola desde las 6 am hasta las 6 pm y a veces no pueden ni comprar.

Colas de personas vulnerables: Solo son para discapacitados y embarazadas. Sin embargo, hay personas mayores de 65 años, que viven solos, tienen alguna enfermedad base de riesgo (diabetes, hipertensión, cardiopatías, efisemas pulmonares, etc.) pero como ¨no se les nota que tengan nada¨ les dicen que tienen que hacer la cola normal y los médicos de la familia les dicen que no pueden dar un certificado a todos los ancianos que tengas problemas.

Escaneo de carnet para evitar revendedores: El escaneo que hacen en Centro Habana difiere del que se hace en Plaza de la Revolución y en otros municipios. Aquí se escanea para el orden de la cola pero usted puede volver al día siguiente. En Plaza se lo escanean para los productos que se venden y usted no puede volver a comprar hasta que pase la semana. En Boyeros tomaron como medida que cuando viene un suministro le toca a un grupo de bodegas y compran los clientes de esas bodegas y no repiten hasta que se cierre el ciclo.

Concentración en tiendas: Hay muchas tiendas cerradas y cuando viene un suministro va siempre a la misma tienda y por tanto se concentran las personas en un solo lugar.

Indisciplina de las tiendas: Algunas no respetan el horario. Abren tarde, cierran una hora para almorzar y cierran por la tarde media hora antes del final para cuadrar. Durante el horario de venta, hay muchos trabajadores, pero pocos despachando lo cual ralentiza sobremanera la atención al público sin contar que cuando falta una hora para cerrar son muchísimo más lentos.

Sugiero que se realicen controles sorpresivos (sin avisar claro) por parte de los funcionarios de las cadenas de tiendas para eliminar estas deficiencias y por parte del personal autorizado por el CDP como autoridades para el control de las colas y detección de coleros a que se apliquen las medidas establecidas.

El cumplimiento de lo instruido por el Presidente y el Vice Presidente del CDP en estos aspectos ayudará mucho a la disminución de los contagios.

Cuba
Colaboradores:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *