Geólogos apuestan por la ciencia en el pueblo

Hace unos días escuché: “Cuba se escribe con C de ciencia” y no pude menos que sorprenderme ante la veracidad de una frase en la que se engloban desvelos y sacrificios en pos de una sociedad más sostenible y en armónico coexistir con el entorno.

Desde el triunfo de la Revolución, hace 61 años, una de las premisas fielmente defendidas por el Comandante en Jefe Fidel fue formar a profesionales de la investigación en diversos campos, pues el conocimiento nos brindaría la defensa necesaria ante cualquier obstáculo.

¡Y vaya si tenía razón! Tras el inhumano genocidio que constituye el bloqueo norteamericano, ha sido el desarrollo constante de la ciencia, la técnica y la innovación la respuesta acertada a las carencias de una Cuba siempre renovada.

Hoy ese sueño sigue haciéndose realidad, así lo corrobora la Máster Ingeniera Estrella Santacruz Pérez, presidenta de la Sociedad Cubana de Geología en el territorio.

Foto: Yesmani Vega Ávalos

“Somos una sociedad científica sin fines de lucro, con el único objetivo de generar conocimientos, promover estudios y educar en todo lo referente a la ciencia de la tierra.

“En estos momentos nuestra filial está enfrascada en el soporte a los temas asociados al cambio climático, el medio ambiente, la protección de los recursos naturales y el reconocimiento del patrimonio mineral local.

“Para esto último, por ejemplo, hemos identificado los sitios geológicos del Municipio, entre ellas las formaciones de la Victoria y Cocodrilo, y luego trasmitimos estos conocimientos a la comunidad, así ellos pueden conocersobre qué formación están, sus potencialidades, la utilidad de sus recursos para el desarrollo territorial y la mejor manera de protegerla.

“La ciencia se hace en las oficinas y laboratorios, pero su verdadero uso está en la vida cotidiana, por ello entre nuestras prioridades está el promover prácticas que descentralicen el conocimiento y lo hagan accesible a todos, potenciando los círculos de interés en las escuelas, las exposiciones itinerantes en centros laborales, el intercambio con entidades como la Universidad y el Citma y charlas y debates con los productores.

“¿Con quién mejor compartir nuestras investigaciones y resultados que con los ganaderos y los agricultores? Los saberes hay que contextualizarlos, a ellos, por ejemplo, les explicamos si los suelos están erosionados o no, dónde pueden funcionar mejor los fertilizantes que emplean, esa parte del pueblo vinculada a estas funciones y servicios se beneficia de nuestro trabajo y en sentido general a toda la población le es útil conocer acerca del medio ambiente y su protección.

Foto: Yesmani Vega Ávalos

“Si hoy podemos decir con orgullo que nuestra delegación es la tercera mejor a nivel nacional es porque además de divulgar y promover investigaciones, intervenimos como asesores en los programas contenidos dentro de la Tarea Vida en el Municipio  y estamos en constante disposición de llevar la ciencia al pueblo”.

Isla de la Juventud
Yenisé Pérez Ramírez
Yenisé Pérez Ramírez

Licenciada en Periodismo en la Universidad de La Habana

Colaboradores:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *