En Asamblea General de la ONU países rechazan el bloqueo de EEUU contra Cuba

Sede la Asamblea General de la ONU, en Nueva York. Foto: @QbaDaniel/Twitter.

Países de diferentes regiones del mundo expresaron esta jornada su rechazo al bloqueo económico, comercial y financiero que impone Estados Unidos contra Cuba desde hace casi seis décadas.

Al intervenir en la sesión de cierre del segmento de alto nivel de la Asamblea General de las Naciones Unidas, el canciller de Uruguay, Rodolfo Nin, señaló que esas son sanciones ilícitas, contrarias al derecho internacional, que han empobrecido al pueblo cubano y cuyas graves consecuencias hipotecan el futuro de las mujeres y los hombres de ese hermano país latinoamericano.

Por ello, levantamos nuevamente nuestra voz en esta Asamblea, como desde hace 27 años, para condenar enérgicamente el salvaje e ilegal bloqueo comercial y financiero que desde hace más de 50 años se aplica contra Cuba, recalcó.

En tanto, el ministro de Relaciones Exteriores y Cooperación de Timor-Leste, Dionisio Dacosta Babo Soares, expresó la preocupación de su país por el bloqueo impuesto a Cuba, que ha causado un impacto considerable en la vida de ese pueblo y el desarrollo del país.

Timor-Leste apoya firmemente el levantamiento de ese cerco, y también se opone a cualquier medida extraterritorial.

Por su parte, el embajador de la República Popular Democrática de Corea ante la ONU, Kim Song, jefe de su delegación en el segmento de alto nivel de la Asamblea General, rechazó categóricamente la aplicación de la Ley Helms-Burton y el bloqueo impuesto por fuerzas hostiles contra Cuba.

Sin reservas apoyamos los esfuerzos del pueblo cubano para hacer avanzar enérgicamente la construcción económica y de la defensa nacional, así como las actividades externas del Partido y Gobierno hacia una expansión y desarrollo de sus relaciones exteriores, señaló.

Desde 1992, la Asamblea General de la ONU ha aprobado 27 resoluciones que reclaman al gobierno estadounidense poner fin a su política de bloqueo contra Cuba, sin condicionamiento alguno.

Al llegar al poder, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, dio un giro a los acercamientos realizados en la administración de Barack Obama y retomó la política hostil hacia Cuba, con el recrudecimiento de medidas punitivas contra empresas, bancos y otras instancias que se relacionen con la isla, restricciones de viajes y recortes en la cantidad de las remesas, entre otros.

(Con información de PL)

#NoMásBloqueo Cuba
Colaboradores:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *