El otro Girón de dulceros y panaderos

Trabajar por y para el pueblo con calidad

Otra batalla de Girón se gesta cada día en estos centros productivos que con su nombre rinden tributo a la victoria de hace 60 años; son las fábricas de galleta y panadería-dulcería Mártires de Girón, pertenecientes a la Empresa Alimentaria.

Allí, con motivo de la celebración se enarbolan banderas y trazan compromisos morales para con la población, principal destino de sus producciones, un reto en circunstancias complejas de la economía a causa de la pandemia de la covid-19 y del cruel bloqueo del gobierno de EE. UU. hacia Cuba.

Roberto, con 30 años en la Mártires de Girón

Con tres décadas en el sector, el maestro panadero Roberto González Almeida sabe bien del sacrificio que implica producir en tiempos difíciles, así como el deber que los compromete.

“A la panadería llegué hace 30 años como envasador, luego pasé a preparador y operario (antes sobador) hasta llegar a la función actual. Por supuesto, la experiencia y las nuevas exigencias nos llaman a trabajar con mayor calidad y mejor”.

Roberto expresa el orgullo de trabajar en la Mártires de Girón y ratifica su compromiso y el de sus 19 compañeros: “Sacar siempre adelante las producciones aún en los momentos más difíciles.

“Compartidos en dos turnos, entramos en la madrugada, alrededor de las 4:00 a.m., hasta el mediodía, y el otro grupo inicia a las 5:00 p.m. y concluye cerca de la 1:00 a.m., en dependencia del plan o si hay roturas en algún panaderito asumimos esa producción”.

La gaceñiga, entre los productos más demandados

En ambas fábricas 69 trabajadores se empeñan en garantizar el pan de la canasta familiar normada, también a organismos, así como la venta liberada de galletas saladas y dulces, gofio, refresco instantáneo, pan flautín, gaceñiga, masa real, tortica y panqué.

En las últimas jornadas han estado motivados por la celebración del 8vo. Congreso del Partido Comunista de Cuba y la venidera celebración del 1ro. de Mayo, por ello redoblan los esfuerzos para dar lo mejor de sí.

Yulién Hernández, administradora de la panadería-dulcería

Yulién Hernández Cervera, administradora de la dulcería, refirió que con la Tarea Ordenamiento los operarios sienten más satisfacción con la remuneración y mantener funcionando la maquinaria.

“Esta es una tarea y una batalla de todos, como en el mismo Girón. Hoy trabajamos sobre encuestas a los clientes y hacemos lo posible y al alcance de nuestras manos para ofrecer un óptimo servicio; de ahí que nos hemos enfocado en dos temas puntuales: la grasa del pan y el relleno de la masa real, en lo cual hay mayor aceptación”.

El 2020 fue duro para todos; desde estas fábricas hicieron frente a dificultades técnicas y al déficit de materias primas como la harina de trigo, y respondieron a las necesidades de los pineros, en especial de centros de aislamiento y áreas en cuarentena.

Tenemos que seguir batallando es la frase de primer orden para los operarios en la fábrica de galletas

“Cumplimos también con el paquete de galleta distribuido a cada uno de los 28 000 núcleos del territorio”, comentó Henry Azcuy Garzón, administrador de la fábrica de galletas, quien resaltó el empeño de los trabajadores en la eficiencia, “ellos trabajan incluso sábados no laborables, solo descansan los domingos.

Henry Azcuy, administrador de la fábrica de galletas

“En su mayoría son jóvenes, laboran unidos y con responsabilidad, cumplen sus deberes sindicales y están listos para hacer más”.

Tenemos que seguir batallando fue la frase de Henry, expresiva de las motivaciones de ambas entidades en homenaje a los héroes y mártires que hicieron posible la trascendental victoria frente a la invasión imperialista en las arenas de Playa Girón.

Playa Girón
Casandra Almira Maqueira
Casandra Almira Maqueira

Licenciada en Estudios Socioculturales en la Universidad Jesús Montané Oropesa, Isla de la Juventud

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *