El boniato: alimento eficaz

El boniato lo cultivaban los aborígenes. Al degustarlo Cristóbal Colón fue el primer europeo en dejar constancia escrita de su opinión al recordarle el sabor suave de las castañas asadas. Hoy se consume en cualquier parte del orbe y China encabeza la preferencia.

Es reconocido como alimento eficaz debido a sus características nutritivas y facilidad de cultivo. Su siembra puede realizarse todo el año y por su valor energético supera a la papa. Contiene gran cantidad de almidón, vitaminas, fibras y minerales, entre ellos el Potasio. Previene el cáncer de colon, controla el azúcar en diabéticos y baja el colesterol.

Su cultivo se realiza mediante brotes o esquejes preparados previamente y cuyas pequeñas plantas extraerlas sin dañar las raíces blancas, que luego de desarrolladas debe trasplantar a tierra labrada unos 30 cm lo más sueltas posible. Dejar una separación de 30 a 50 cm entre esquejes y luego agregar abono natural.

Cuba reporta 57 especies, de ellas 20 endémicas; la mayor diversidad en todo el Caribe, además de tener uno de los clones más precoces: el morado, brujo o de 40 días. Uno de nuestros logros científicos es el clon Inivit 98-3, poco afectado por el tetuán.

El tetuán es el talón de Aquiles. Una plaga que obliga a iniciar las cosechas muy temprano, cuando se reporta apenas un tres por ciento de afectaciones. Por eso, los boniatos que llegan a las placitas son, en su mayoría, pequeños y de escaso dulzor.

Si en su Pedacito… quiere lograr boniatos crecidos y bien compuestos, siga estos consejos para contrarrestar las afectaciones del insecto. Adquiera el preparado del hongo Beauveria bassiana o del Metarhizium anisopliae en los establecimientos habilitados, aplíquelo según indican y riegue con frecuencia, así elimina grietas y dificulta entre en la tierra el insecto.

Coloque hormigas predadoras como las “locas” en lugares húmedos y sombreados donde se comen los huevos del tetuán, hasta exterminarlo. Ya verá los resultados.

Curiosidades Isla de la Juventud

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *