Chiquita, pero grande en la historia

Foto: Archivo.

La Guerra Chiquita, así se le llama por su corto período de duración con respecto a la Guerra de los Diez Años, resultó un acontecimiento de gran importancia dentro de la historia de la Patria, a pesar de sus contradicciones internas y no conducir a la victoria.

Su alzamiento tuvo lugar en agosto de 1879 y cuando se analiza esta gesta se llega a la conclusión de que evidenció el anhelo de los cubanos, quienes estaban plenamente identificados con su ideal independentista y mostraron su inquebrantable decisión de luchar por alcanzar su libertad al precio que fuera necesario.

De igual manera descaracterizó las sospechas del autonomismo, sus contenidos ideológicos y su programa social; al propio tiempo  expuso los inicios del joven José Martí como dirigente; todas estas razones fueron más que suficientes para figurar entre las páginas gloriosas de nuestra historia.

Y cuando se profundiza en ella, salen a la luz dos sucesos posteriores al Zanjón que corroboran que el espíritu de lucha nacido en la manigua aquel diez de octubre de 1868 continuaba vivo y ardiente.

El primero fue la histórica Protesta de Baraguá, protagonizada por Antonio Maceo, mientras el segundo lo constituyó la gloriosa Guerra Chiquita. De ahí que no pocos afirmen que esta última haya sido hija de la Protesta de Baraguá, al tiempo que su continuidad con las armas en la mano.

Si bien la Guerra Chiquita estuvo sellada por graves errores organizativos, al punto de privarla desde el comienzo de una unidad de mando y de la presencia de un jefe militar de alto rango, para Martí significó la experiencia indispensable para aprender de los errores y darse a conocer en la emigración.

Sin duda alguna, resultó ser la escuela que luego le posibilitaría unir a los “pinos nuevos” con los viejos para juntos llevar adelante la gesta del ’95 o Guerra Necesaria, como bien la nombrara el propio Apóstol.

Historia Isla de la Juventud
Karelia Álvarez Rosell
Karelia Álvarez Rosell

Licenciada en Defectología en la Universidad Carlos Manuel de Céspedes, Isla de la Juventud. Diplomada en Periodismo con más de 30 años en la profesión.

Colaboradores:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *