Che, caballero hecho historia

Foto: Internet

“¿Dónde estás, caballero bayardo/ Caballero sin miedo y sin tacha?/ En el viento, señora, en la racha/ Que aciclona la llama en que ardo”.

¿Quién no recordaría los excelentes versos de la poetisa Mirtha Aguirre? Titulado Canción antigua al Che Guevara vuelvo a repasar el poema en la víspera de este ocho de octubre, al cumplirse 53 años de la muerte del argentino e hijo entrañable de Cuba y del mundo: Ernesto Guevara de la Serna.

El Che está, señora, me atrevería a parafrasear, en el juramento de cada pionero cubano a seguir sus pasos, en las jóvenes manos que engendran futuro, en el corazón del pueblo, donde perdura su recuerdo y su latido.

Aquel día de 1967, en Bolivia, después de ser herido en la batalla de la Quebrada del Yuro, fue capturado Ernesto por los verdugos que pusieron fin a su vida en la escuelita de La Higuera; allí, tras el último suspiro se multiplicó la eterna rebeldía del Guerrillero Heroico.

A partir de entonces constituye desde los más diversos parajes del orbe símbolo de resistencia al imperio. Hoy, más allá de la imagen que representa para las masas, es la identificación de una causa común en distintas regiones del planeta.

Perdura así su legado en el ingenio de los innovadores, en la voluntad de los trabajadores que no detienen su labor ni en las más adversas circunstancias, en los hombres y mujeres que aprendieron de su obra lo mejor del “hombre nuevo”, uno de los conceptos más certeros de quien fuera considerado por el filósofo francés Jean-Paul Sartre “el hombre más completo del siglo XX”.

Hace más de medio siglo su luz resplandece con fervor; la lucha contra las crisis impulsadas por el odio hegemónico, bloqueos de todo tipo y ahora hasta por una pandemia, es puntal de una alianza latinoamericana cada vez más fuerte, donde la figura del Che Comandante, amigo es también bandera de los deseos de vivir en una Latinoamérica unida y soberana.

Las circunstancias impiden hoy los tradicionales homenajes al médico guerrillero e internacionalista, son tiempos en que defender la vida, cada territorio y horizontes, los sueños e identidad son las mejores formas de recordarlo.

En la inmortalidad su ejemplo no se diluye y aun cuando los años corren presurosos me pregunto y subrayo la respuesta: “¿Dónde estás, caballero de gloria,/ caballero entre tantos primero?/ Hecho saga en la muerte que muero:/ Hecho historia, señora, hecho historia”. 

 

 

Historia Isla de la Juventud
Casandra Almira Maqueira
Casandra Almira Maqueira

Licenciada en Estudios Socioculturales en la Universidad Jesús Montané Oropesa, Isla de la Juventud

Colaboradores:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *