Cadena de impagos, lastre a la economía

RAIZAAunque resultan insuficientes las medidas adoptadas y se impone el seguimiento permanente de los garantes, al cierre de junio se observan resultados alentadores en el contexto de la cadena de impagos en la Isla de la Juventud.

 

RAIZAAunque resultan insuficientes las medidas adoptadas y se impone el seguimiento permanente de los garantes, al cierre de junio se observan resultados alentadores en el contexto de la cadena de impagos en la Isla de la Juventud.

El tema, analizado recientemente en el Parlamento durante el IX Período Ordinario de Sesiones de su Séptima Legislatura, ratificó el contrato entre las empresas cubanas como el instrumento eficaz contra posibles ilegalidades.

Por ser esta asignatura pendiente también en este territorio, la AIN conversa con Raisa Peña Ayón, gerente comercial del Banco de Crédito y Comercio, con el propósito de conocer las causas por las cuales aquí persiste la cadena de impagos.

“En principio, por la inexistencia del contrato o su deficiente concertación, que sumado a la indefinición de las cláusulas de pago, frena la reclamación ante incumplimientos; también la errónea contabilización y la inadecuada utilización de letras de cambio, cheques, transferencias bancarias y cartas de créditos.

-¿Cuál es la situación del territorio al cierre del semestre?

“El saldo de las cuentas por cobrar disminuyeron en siete millones 878 800 pesos al cierre del segundo trimestre de este año, suceso favorable en relación con el período enero-marzo, aunque es significativo aún el monto de las vencidas, las cuales ascienden a ocho millones 625 500 pesos.

“Similar comportamiento tuvieron las cuentas por pagar, aunque debo subrayar que el 44,9 por ciento de la cifra total en este particular está vencida”.

-¿Dónde se localizan los principales problemas financieros?

“En las cuentas por cobrar: Las empresas adscritas a los ministerios de Transporte, Agricultura, Industria Alimentaria, y las de subordinación local al Poder Popular; mientras, en las por pagar reinciden las pertenecientes a la Agricultura y al Poder Popular”.

-¿Cuáles problemas objetivos y subjetivos subyacen?

“Desde el punto de vista objetivo, la mayor parte de esas entidades no tienen liquidez para comprar materias primas o tomar decisiones, ni cuentan con capital de trabajo que les posibilite mantener su objeto social.

“La doble insularidad del territorio obliga a tener en inventario cierta reserva de recursos para la cobertura de al menos tres meses, aunque lo óptimo serían seis.

“Y entre los subjetivos, los relacionados con la desatención a las áreas contables, pues en la mayoría de las ocasiones el director no se entera de lo que ocurre en su departamento económico y, por tanto, los estados financieros no reflejan la realidad de la empresa”.

-¿Perjuicios a la economía local?

“Impacta los sistemas de pago, no incentiva la producción, se afecta el salario de los trabajadores y en consecuencia, a la familia, y a la postre limita el funcionamiento orgánico de la economía, su desarrollo y credibilidad”.

-¿El efecto más visible en la población?

“Se refleja, por ejemplo, en el desabastecimiento de las redes comerciales en las dos monedas”.

-¿Algún ejemplo en que las relaciones contractuales pudieran ser óptimas?

“La Empresa Mayorista de Alimentos tiene buen trabajo respaldado por relaciones contractuales y cartas de créditos; sin embargo, es ineficiente en el cobro a Comercio Interior, porque vende los productos de la canasta básica con 45 días de antelación, pero afronta dificultades al no tener pactado el pago anticipado de hasta el 15 por ciento del monto contratado.

“El pago anticipado es lícito y así se asegura que el financiamiento contribuya de manera efectiva a imprimir el dinamismo requerido a la economía local.

“Para viabilizar ese aspecto, como parte del proceso de actualización del modelo económico cubano y la implementación de los Lineamientos de la Política Económica y Social, entraron en vigor a fines de 2011 el Decreto Ley 289 y tres resoluciones complementarias.

“Es bueno saber que esta es una de las importantes tareas encomendadas por el VI Congreso del Partido a los bancarios del país, y hasta el mes de diciembre tenemos el deber de contribuir a sanear la situación de los impagos, grave problema el cual arrastra la economía local y cubana”.

 


 

 

Comparte esta noticia:

{loadposition botonessociales}

 

{loadposition tabfinal}