Balneario Santa Rita en primera fase de reconstrucción

La mayor riqueza de La Isla del Tesoro no fueron los entierros de oro realizados por los piratas sino sus aguas mineromedicinales, conocidas y empleadas por los aborígenes desde mucho antes de arribar Colón, quien llegó a esta isla en 1494 con una tripulación muy enferma y donde permaneció por 12 días –según indicios y referencias– durante los cuales recuperó a sus hombres y a sí mismo.

Hoy, aquella riqueza curativa –demandada en todas las épocas y razón económica por la cual se fundara Santa Fe– vuelve a estar en primera línea con la recuperación de su fuente principal, el Balneario Santa Rita.

Neydi Casares Nápoles, jefa del Departamento Administrativo-logístico de la dirección municipal de Salud Pública. Foto: Wiltse Javier Peña Hijuelos

Aprovechando las visitas de control a la inversión en proceso que se realizan cada miércoles, entrevistamos a Neydi Casares Nápoles, jefa del Departamento Administrativo-logístico de la dirección municipal de Salud Pública, para conocer lo que se ejecuta en estos momentos y cuáles serán los pasos siguientes.

“Estamos, según el cronograma, a inicios de la primera etapa
–explicó–; comprende la recuperación de la antigua Casa de Baños, emblemática por decirlo así, y la piscina grande, transformada y modernizada por una empresa camagüeyana que debe iniciar sus trabajos a finales del mes en curso.

Especialistas encargados de los trámites geólogomineros y certificación de las aguas. Foto: Wiltse Javier Peña Hijuelos

“Ellos, además, construyen e instalan un sistema de filtros que permite hacer el recambio del agua cada 45 días, un ahorro impresionante en todos los sentidos; me refiero no solo al líquido sino también a electricidad, cloro, floculantes, alguicidas, útiles de limpieza y otros componentes; todos encarecedores en el mantenimiento tradicional de las piscinas”.

Como parte de lo ya realizado, según esta misma fuente, está el ranchón donde se instalarán cuatro piscinas para seis pacientes cada una, las cuales, por estar en la parte alta del terreno no se inundarán nunca y evita que queden fuera de servicios por varios meses como ocurre con la antigua Casa de Baños ubicada sobre la fuente y expuesta desde siempre a tales contingencias.

“Colateralmente, y no menos importante que lo anterior, estamos gestionado su aprobación geólogominera y la certificación de estas aguas, avales imprescindibles para su explotación medicinal. Requisitos de primer orden al pretender ubicarlas en la cartera de negocios de Salud Pública y hacer su lanzamiento como oferta especializada en la rama de turismo de salud”,.  concluyó la especialista

Otros artículos del autor:

Isla de la Juventud

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *