Arrasa Farándula en la Isla

La pieza tuvo gran presencia de público. Foto: Yesmani Vega Ávalos

Más que una comedia de enredos es una fotografía de la vida misma. Farándula de Jazz Vilá Projects arrasó a su paso por la Isla de la Juventud y no podía ser de otra manera, pues atrapa por su frescura, el abordar sin miramientos temas actuales como la incomunicación, la homosexualidad, el engaño, la corrupción y otros, en respuesta a lo que quiere la gente, ver reflejada la realidad.

Sin lugar a dudas constituye lo más esperado de esta, la edición XVII del TeaSur que disfrutamos por estos días los habitantes del Municipio, con 147 funciones y una cifra de espectadores que supera los 25 000; esa, una de las puestas más taquilleras en la capital cubana, por mucho tiempo dará de qué hablar en esta sureña islita.

Ejercicio para los actores en el que se divierten y hacen divertir al público, al decir de Carlos Busto, al frente del elenco que en calidad de invitado visitó el territorio en esta nueva temporada, constituye un privilegio para los pineros el poder disfrutar de la agrupación con cinco años de fundada.

“Había escuchado hablar mucho de la obra, criterios como que es escandalosa y un poquito dura en comparación con lo que estamos acostumbrados a ver aquí; la verdad no me la podía perder y me encantó porque plantea las cosas como son. El poder apreciar el teatro que se hace en La Habana es difícil para los pineros y este evento da esa posibilidad. Felicito a los organizadores”, expresó la joven Leonela González.

Tanto la trama como la interpretación de los personajes cautivaron al público que se hizo más numeroso con cada nueva función y echó por tierra el temor de los jóvenes actores de no llenar la sala de teatro La Toronjita Dorada.

Jomy convenció sobremanera con Lorenzo. Foto: Yesmani Vega Ávalos

José Miguel Marull (Jomy), nacido en la Isla y quien interpreta a Lorenzo estuvo magnífico en su papel. Él y el resto del elenco accedieron a conversar con el Victoria:

“Llevo dos años en la compañía, abrí con esta obra. Cuando uno sale de la Ena cree que se va a comer el mundo, que se lo sabe todo, pero cuando te encuentras con este tipo de pieza te das cuenta de que estás equivocado por completo.

“Algunos creen que es un teatro un poco comercial, pero no es para nada fácil, te exige un rigor tremendo a la hora de trabajar… ha sido sin dudas el trabajo más complicado que he enfrentado, también por el hecho de coincidir con actores que ya están un poquito más curtidos y como soy el más joven me han ayudado, gracias a su apoyo la labor ha rendido los frutos esperados.

“Hacer lo que a uno le gusta, donde le gusta, te hace doblemente feliz. También es la oportunidad de que muchos de mis familiares que por una cuestión geográfica les ha sido imposible verme encima de las tablas lo hagan; el TeaSur es como la vía para el rencuentro con los míos, ha sido el mayor regalo”.

Carlos Solar, por su parte, explicó acerca de El Yoyo y cómo entró al proyecto:

“Es un muchacho de provincia que llega a La Habana sin nada, a luchar, y como todos los personajes de la obra miente y provoca un tremendo enredo que constituye el desenlace final.

“Con el grupo empecé con la obra anterior a esta, Eclipse. El director tuvo problemas con un actor y Camila Arteche, una de las fundadoras, le dijo a Jazz ‘vamos a llamar a Carlitos que tiene todo en orden y puede hacerla’ y así empecé de suplente. Luego él me dijo: ‘Te quedas trabajando con nosotros si te interesa lo que hacemos’ y después vino Farándula. Nunca había estado en la Isla; me habían dicho que se trataba de un público y un pueblo cálidos, lo cual he comprobado”.

Con una sencilla escenografía, la puesta demuestra que una buena trama es suficiente. Como en los espectadores también cala en sus protagonistas.

Cinthia (a la derecha), muy bien interpretada en su Helena. Foto: Yesmani Vega Ávalos

Para Cinthia Rodríguez (Helena, la doctora) solo hubo una pregunta: ¿Qué significa en lo personal?

“A mí me encanta porque creo que refleja muchas cosas que no se reflejan en el teatro hoy en día; o sea, este habla de la verdad, de lo que ocurre en la calle, lo que somos, a veces escondidos entre nosotros, aunque digamos al público y afuera que somos de otra manera. Siempre hay personas que se sienten muy identificadas porque toca varios temas y aunque alguien puede creer que lo hace en forma festiva yo no.

“En ocasiones no hay que ahondar tanto, pues la gente entiende perfectamente de lo que se habla, la relación de pareja, convivencia, la mentira, infidelidad, hasta la emigración y no hace falta crear toda una escena donde nos pongamos profundos a decir hay problemas con esto o aquello. Me parece también una manera válida de presentarle al público sus verdades y, además, hacerlo reír con eso”.

Amanda Isabel nada tiene que ver con la alocada Sara. Foto: Yesmani Vega Ávalos

Sara La Cubana, ahora encarnado por Amanda Isabel Saborit, hizo reír sobremanera. La joven se considera la antítesis de esta enfermera y confiesa que le costó construirla.

“Para mí fue bastante complicado porque no tengo absolutamente nada que ver con ella. Entonces comencé a investigar, caminar por las calles de La Habana, observar…; leer mucho el personaje y alimentarme de esas Saras que viven por nuestras calles, así la construí y por supuesto a través de la experiencia de mis compañeras anteriores.

“El público de la Isla ha sido maravilloso. Estoy conmovida porque nunca había estado acá y me hacía mucha ilusión. Teníamos miedo de cómo sería su recepción porque es un tanto difícil. Estoy agradecida y feliz porque todo ha sido mágico”.

Estrenada el dos de marzo de 2018 en la sala Adolfo Llauradó de la capital, desde entonces Farándula en cada nueva función es muy esperada y bien recibida. Simbiosis de reflexión, divertimento y mayor calidad le otorgaron un singular brillo al TeaSur

Foto: Yesmani Vega Ávalos
Foto: Yesmani Vega Ávalos
Cultura Isla de la Juventud
Yojamna Sánchez
Yojamna Sánchez

Licenciada en Literatura y Español en la universidad Carlos Manuel de Céspedes, Isla de la Juventud. Diplomada en Periodismo

Colaboradores:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *