Aporte voluntario desde el surco

Foto: Gerardo Mayet Cruz

Fuerte impulso a la recuperación del polo agrícola La Caoba-Sierra Maestra representó la jornada de trabajo voluntario realizada en áreas de la primera de estas granjas por integrantes del Consejo de Defensa Municipal junto a cuadros políticos y administrativos, de las organizaciones de masa y trabajadores de la finca de la Máquina de riego II, perteneciente a la UEB Cultivos Varios, cercana al asentamiento poblacional La Caoba.

Esta faena, dedicada al Día del Campesino Cubano, este 17 de mayo, no se limitó a un día, forma parte de la continuidad del plan de desarrollo integral y es apenas el comienzo de un programa de movilizaciones para incrementar la producción de alimentos al pueblo pinero, sustituir importaciones y fortalecer la alianza obrero-campesina, uno de los pilares de la Revolución.

Foto: Gerardo Mayet Cruz

Con distanciamiento social y el empleo del nasobuco, entre otras medidas de protección ante la COVID-19, los participantes laboraron organizados en dos grupos: las féminas libraron de hierbas a las plántulas de calabaza y los hombres con el azadón quitaron malezas y aporcaron el sembrado de yuca, la tan gustada vianda, en agotadora jornada.

Pero el fuerte sol que inundó la meseta al pie de Sierra Caballos no disminuyó el entusiasmo de los presentes ni la motivación de rememorar a pie de surco, además, los aniversarios 74 del asesinato de Niceto Pérez García, el 61 de la promulgación por Fidel de la Primera Ley de Reforma Agraria y el 59 de la constitución de la Asociación Nacional de Agricultores Pequeños (Anap).

Como se significó allí estos acontecimientos dieron cumplimiento a líneas estratégicas en el Programa del Moncada y profundizaron las transformaciones emprendidas por la joven Revolución.

Foto: Gerardo Mayet Cruz

Así lo destacó Milián Pérez Domínguez, presidente de la Anap en el Municipio, quien luego de felicitar al campesinado pinero, exhortó a los productores a buscar alternativas ante las limitaciones, fortalecer la unidad, aprovechar mejor la tierra con una agricultura sostenible y eficiente como contundente respuesta al asedio imperialista.

Las actividades tradicionales este año por el 17 de mayo cambiaron sus escenarios y además de estas y otras labores en la producción, de conjunto con otras organizaciones, los más de 2 200 asociados engalanaron fincas con banderas cubanas y de la Anap, homenajearon a campesinas y a las féminas de la Salud en los centros de aislamiento y obsequiarán este miércoles la canastilla por el XII Congreso de la Anap a la primera en dar a luz en esa fecha.

Durante las últimas semanas también sobresalen las donaciones de carne de cerdo, viandas, frijoles y otros renglones por parte de cooperativas y productores a los centros de aislamiento.

 

Foto: Gerardo Mayet Cruz
Isla de la Juventud
Colaboradores:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *