Aplausos más que merecidos

Foto: Marianela Bretau Cabrera

Aplausos, el gesto más lindo que por estos días se escucha en toda Cuba a las nueve de la noche, en agradecimiento a los trabajadores de la Salud que libran la batalla contra el nuevo coronavirus. En el reparto Cochabamba, en La Fe, segundo poblado de importancia de la Isla, las palmadas de los vecinos se juntan para decir gracias de forma emocionada y enardecida.

Los aplausos de todos a la vez duran unos pocos minutos, pero la algarabía es intensa porque sienten orgullo y admiración por el enorme ejército de batas blancas y el personal médico asistente que se encuentra volcado en la honrosa tarea de salvar vidas y evitar la propagación de la COVID-19, como expresan a viva voz algunos de los lugareños desde portales y balcones.

La hora del cañonazo habanero se ha convertido en la más linda de Cuba. Los niños son los primeros en juntar sus manos, los adultos saben la fortuna de tener un sistema de Salud como el nuestro, por eso aplauden con respeto y admiración, porque es la forma más sincera de reconocer su altruista labor en medio de tanta tristeza a nivel mundial.

COVID-19 Isla de la Juventud Isla de la Juventud
Colaboradores:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *