Al compás del son llegó Pancho Amad y su cabildo a la Isla de la Juventud.

Foto: Yesmanis Vega Ávalo

Ha ritmo de son llegó a la Isla de la Juventud Francisco Leonel Amat Rodríguez o simplemente Pancho Amad como popularmente se le conoce,el Premio Nacional de Música 2010 estuvo de visita el pasado fin de semana en territorio pinero invitado de honor de Annie Garcés a su peña habitual “20 Años”, en conferencia de presa Pancho afirmó sentirse muy feliz de regresar a la tierra que alguna vez sus brazos le abrió y lo hizo suyo, pues pocos son los que conocen que el legendario tresero alguna vez estuvo ejerciendo la labor del magisterio acá en nuestra pequeña Isla como profesor de Física y Química en las llamadas “escuelas al campo”.

En recorrido realizado por lugares de interés del territorio se detuvo a visitar la Escuela Vocacional de Arte Leonardo Luberta Noy donde estuvo compartiendo con profesores y estudiantes a los cuales luego les brindó una clase magistral, otros de los lugares recorrido y al cual el propio Pancho resaltó como punto importante en su estancia en la Isla fue la obligada visita a la casa de uno de los íconos pineros, el Rey del Sucu Suco Mongo Rives, entre anécdotas, sones, improvisaciones y como no podía faltar, Sucu Suco, transcurrió una tarde inolvidable para los que presenciamos aquella genial unión de dos de los grandes de la historia de la música cubana, envolventes tonadas brotaron de las cuerdas del “tres” de Pancho y el Laúd de Mongo, unido a esto como si de poco se tratara la magnífica voz de Annie Garcés en la que se escucharon temas legendarios de la cancionistica cubana.

En conciertos realizados en los poblados de La Fe y Nueva Gerona los pineros tuvimos el placer de disfrutar a ritmo del más puro son tradicional cubano las excelentes presentaciones ofrecidas por Pancho Amad y su cabildo del son, los reconocimientos llegaron de manos de las autoridades del territorio las cuales se mostraron muy agradecidas con las visita a nuestra Isla de tan importante figura de la cultura cubana, al finalizar Pancho quiso agradecer a todo el pueblo de la Isla de la Juventud por todas las muestras de amor y cariño recibidas durante su estancia, contento se despidió de la que se aventuró a llamar su segunda casa.

Foto: Yesmanis Vega Ávalo
Foto: Yesmanis Vega Ávalo
Foto: Yesmanis Vega Ávalo
Foto: Yesmanis Vega Ávalo
Foto: Yesmanis Vega Ávalo
Foto: Yesmanis Vega Ávalo
Foto: Yesmanis Vega Ávalo
Foto: Yesmanis Vega Ávalo
Cultura Fotorreportajes
Yesmanis Vega Ávalo
Yesmanis Vega Ávalo

Ing. Agronomia. Universidad Jesús Montané Oropesa, Isla de la Juventud.

Colaboradores:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *